25 de enero de 2016 17:07

Los clubes de Brasil mantienen su nueva liga a pesar del veto de la CBF

Anderson Pico (centro) del Gremio celebra con sus compañeros el gol marcado al Barcelona. AFP

Gremio, uno de los equipos que estaba en la La Primera Liga que fue vetada finalmente por la Confederación Brasileña de Fútbol. Foto: Archivo AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Agencia EFE

Un grupo de clubes brasileños anunció, este 25 de enero del 2016, que mantiene la celebración de una nueva liga a pesar de que la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) haya prohibido el torneo.

El nuevo campeonato, el primero organizado en Brasil al margen de la CBF, tendrá doce equipos de primera división y celebrará su primera jornada entre los próximos miércoles y jueves.

A dos días del inicio de la competición, la CBF anunció que prohíbe la celebración del torneo, que ha sido denominado Primera Liga o Copa Sur-Minas-Río, en alusión a las regiones brasileñas que cuentan con equipos participantes.

Al vetar el campeonato, la CBF alegó la falta de fechas libres en el calendario de 2016, pero convocó a los equipos a deliberar sobre la posibilidad de realizar esta competición a partir de 2017, según un comunicado oficial del organismo.

La Primera Liga
consideró que "nada cambia" con la prohibición de la CBF puesto que, según la ley Pelé, que regula el fútbol en Brasil, "no existe necesidad legal" de pedir autorización previa para organizar un campeonato.

No obstante, la Primera Liga utilizará árbitros que están afiliados a las federaciones regionales, que dependen a su vez de la CBF.

La primera jornada podría disputarse sin problemas, puesto que en su comunicado la CBF sí dio permiso expreso a los partidos "amistosos" de pretemporada que se celebren hasta el 30 de enero con el beneplácito de las federaciones regionales.

La nueva liga fue creada en septiembre pasado por trece clubes, en su mayoría de primera división, y en su edición inaugural iba a contar con doce participantes.

Los fundadores pretendían crear un torneo rentable y atractivo para el público y que pudiera relegar, en un primer momento, a los campeonatos regionales, que en los últimos años han perdido interés y suelen tener las gradas vacías.

La Primera Liga contaba con equipos grandes como Flamengo, Fluminense, Cruzeiro, Atlético Mineiro, Gremio y Internacional.
Las únicas ausencias entre los principales clubes del país eran las de los cuatro grandes del fútbol paulista (Corinthians, Santos, Sao Paulo y Palmeiras) y las de los cariocas Vasco da Gama y Botafogo.

Desde el anuncio de la creación del torneo, comenzó un tira y afloja entre los clubes y la CBF, que finalmente ha decidido vetar el campeonato por la presión de las federaciones regionales, que veían amenazados sus intereses.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)