23 de marzo de 2017 00:00

La Liga Nacional de Tenis de Mesa surge ante la falta de torneos en el país

Paúl Bermeo (izq.), con Paula Cabrera, Sandy Ruiz, Gabriela Déleg y Nicolás Regalado. Foto: Manuel Quizhpe/ EL COMERCIO

Paúl Bermeo (izq.), con Paula Cabrera, Sandy Ruiz, Gabriela Déleg y Nicolás Regalado. Foto: Manuel Quizhpe/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Manuel Quizhpe
Redactor (D)

Hace dos semanas, tras un largo receso, Dino Suárez Avilés retornó a los entrenamientos en Guayaquil. Tomó la iniciativa luego de ser invitado a participar en la primera Liga Nacional de Tenis de Mesa, que se iniciará este sábado en Riobamba y en Puyo.

El exseleccionado nacional de 26 años reforzará al equipo principal de la Federación Deportiva del Azuay (FDA), dirigido por Paúl Bermeo. "Él fue mi técnico desde los 11 años. En el 2013 me retiré por algunos problemas y Paúl siempre me sugirió que regresara a jugar".


Su retorno a las prácticas alegró a la familia del tenis de mesa ecuatoriano. El múltiple medallista internacional recibió mensajes de felicitación de sus amigos y excompañeros de selección, como Geovanny Coello, Alberto Miño, entre otros.


Según Suárez, la última vez que compitió por Ecuador fue en los Juegos Bolivarianos, realizados en noviembre del 2013 en Trujillo, Perú. Luego se dedicó al running y al gimnasio. En la actualidad es relacionista público de la Comunidad Salesiana San Juan Bosco. 


El campeón sudamericano y latinoamericano de tenis de mesa se planteó volver al combinado ecuatoriano. Su aspiración es participar en el nacional sénior, que será el 5 de mayo. "Para esa fecha espero llegar en condiciones. He recuperado el 60% de mi nivel".

Geovanny Coello, seleccionado ecuatoriano y mentalizador de la primera Liga Nacional de Tenis de Mesa, está feliz por el regreso de Suárez, su amigo y excompañero. Precisamente, el torneo pretende dar más actividad a los microtenistas de la categoría Sénior.


Según Coello, quien jugará por la Universidad San Francisco de Quito, poco se toma en cuenta a la categoría absoluta. "Salvo los selectivos para los torneos internacionales no hay otras competencias. En las provincias ya no se trabaja con los mayores".

Por ello, la Liga Nacional es abierta para provincias, clubes y asociaciones.
 Cada equipo intervendrá en tres categorías: Nacional 1, Nacional 2 y Regional. Los participantes son: Universidad San Francisco de Quito, Racha Tenista de Pastaza y Tecni Club de Cuenca, en el grupo uno.

Federación Deportiva del Azuay
, Paval de Ambato y Sultana de los Andes de Riobamba, en el grupo dos.
 De acuerdo con el calendario de la Liga Nacional, la primera fecha será este sábado en Riobamba y en Puyo, a las 10:00.

La segunda jornada se jugará el 15 de abril en Cuenca, ambos grupos. La tercera jornada será el 29 de abril, en Quito y en Ambato. 
A más de Suárez y de Coello, estarán seleccionados nacionales como Byron Martínez, Pablo Vanegas y Patricia Fernández.

Se suman Andrés Carvajal, líder del 'ranking' sénior de Pichincha, así como Víctor Pérez, seleccionado máster de Venezuela. Él jugará con Paval. 
También estarán Nicolás Regalado, Paula Cabrera, Sandy Ruiz y Gabriela Déleg, con presencia en selecciones nacionales de menores.

Ellos se entrenan en el polideportivo de Totoracocha, en Cuenca. Su técnico, Paúl Bermeo, está inscrito como jugador. Igual Paúl Calle, exseleccionado y entrenador del Tecni Club.


Bermeo coincidió con Coello sobre la falta de torneos absolutos y la necesidad de dar competencia a sus dirigidos. "Sumar partidos siempre será importante y más si los rivales son de experiencia y poseen un buen nivel".


El estratega adelantó que, Suárez viajará de Guayaquil a las diferentes sedes para jugar con el representativo azuayo. Además, aprovechará los 21 días de vacaciones que tiene en 
su trabajo para entrenarse la 
próxima semana en Cuenca.
 Suárez, seleccionado nacional desde los 11 años y medalla de bronce por equipos en los Juegos Sudamericanos de Medellín 2010, calificó como excelente la iniciativa de organizar la Liga Nacional. "Ojalá perdure por muchos años y cada vez haya más equipos inscritos".


El guayaquileño confesó que, durante su ausencia de las competencias, sintió nostalgia cuando se enteraba por los medios de prensa que Miño y Coello salían a competir en el exterior. Ahora está ilusionado con su retorno y tiene el apoyo de la Federación Deportiva del Guayas. La Liga Nacional es el primer desafió en su regreso.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)