28 de julio de 2017 08:57

Unos 2 000 venezolanos piden ingresar cada día por Carchi

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 96
Triste 38
Indiferente 1
Sorprendido 5
Contento 6
Redacción Sierra Norte

Tras tres días de viaje en autobús desde Maracaibo, Venezuela, hasta Ipiales, Colombia, Rosa Elena Yedó y sus dos hijos no podían ingresar, el miércoles último, a Ecuador.

“En la oficina de Migración nos dijeron que no tenemos perfil de turistas, porque no presenté USD 500, por cada uno. Por eso estamos esperando a una amiga ecuatoriana que justifique que nos hospedaremos en su casa, en Quito”.

Así explicó esta profesora que, como varios de sus compatriotas, se quedó varada junto al Puente Internacional de Rumichaca, que enlaza a Colombia con Ecuador.

Frente a Yedó había una fila de más de 150 metros de extranjeros que esperan ingresar a la oficina de Migración, de Ecuador, para sellar su pasaporte y continuar su viaje.

La mayoría lleva enormes maletas y asegura que salió de su país con fines turísticos. Era una tarde fría y muchos se protegían con chompas y mantas.

La dependencia pública incrementó de 6 a 13 las ventanillas de atención, que están abiertas las 24:00. Esto es parte del plan de contingencia de esta dependencia pública, que se aplica desde el 7 de julio último, para agilitar los trámites, explicó un funcionario.

Y es que desde el 20 de este mes los trámites diarios, que eran de 1 200 a 1 500 aumentaron de entre 2 200 a 2 900. De ellos el 70% corresponde a ciudadanos venezolanos, según fuentes de Migración.

El fenómeno tiene relación con la crisis económica, comenta Steep Vergara coordinador de la Zona 1 del Ministerio de Relaciones Exteriores.

También explica que muchos están de paso rumbo a Perú, Chiles, Argentina...

“Así digan que vienen de turistas todos sabemos que los venezolanos estamos huyendo de la difícil situación política y económica que vive nuestro país”. Así señala una mujer, de 26 años, que asegura llamarse María Andreína.

Ella salió de Táchira, Mérida, buscando un futuro mejor. Comenta que su destino es la capital ecuatoriana, en donde vive un primo que le envió dinero para el viaje. Espera conseguir empleo para traer a sus padres y hermanos.

El desplazamiento en autobús entre Venezuela, Cúcuta e Ipiales, Colombia, cuesta 240 000 pesos colombianos (USD 90), indica Juan Buitrón, gerente administrativo de la empresa de autobuses Rutas de América, en Carchi, que realiza viajes internacionales.

También está sorprendido por la creciente demanda de pasajes de personas que están viajando desde Venezuela.

Según Buitrón, eso obligó a la operadora a incrementar de 1 a 15 las frecuencias diarias desde Cúcuta, en la frontera con Venezuela, en conexión con Ipiales , Guayaquil y Lima.

El transportista se lamenta por la lentitud de los trámites para ingresar a Ecuador. Eso les ha ocasionado, en varios casos, realizar gastos de hospedaje de los viajeros. “Pero, los que no tienen boleto tienen que pasar frío y esperar horas en las terminales terrestres, como la de Tulcán, en Carchi”.

En ese centro de transferencia de pasajeros se ha vuelto común, en los últimos días, la presencia de viajeros llaneros con grandes equipajes.

Este último éxodo coincide con la elección de la Asamblea Constituyente en Venezuela, convocada por el gobierno de Nicolás Maduro, para el 30 de julio de 2017.

Telvi Mabares, otra viajera que inició su recorrido en Valencia, confirma que ella salió de su país por que teme que la situación empeore tras los comicios del domingo.

La mujer, de baja estatura y cabello rubio, lleva una bandera de su país. La exhibe cada vez que puede. Viaja a Chile con su esposo e hijo.

El mayor ingreso de venezolanos a Ecuador se empezó a sentir desde septiembre del año anterior. Entre ese mes y mayo del 2017 habrían ingresado por Rumichaca 3 500 frente a 300 que era el promedio en el 2015, según Vergara.

El fenómeno de movilidad de los llaneros es uno parecido al que vivió anteriormente Ecuador con grupos de ciudadanos procedentes de las repúblicas de Haití y Cuba.

Verónica Castillo, coordinadora de gestión local en Imbabura y Carchi de Asylum Access (Ecuador), que brinda servicio a persona con necesidad de protección internacional, asegura que aumentaron las demandas de venezolanos que buscan quedarse en el país.

“Otros que prefirieron ir a naciones del sur igualmente han retomado a Ecuador, porque aseguran que en esos países es más complicado regularizar su permanencia”.

Varios de ellos dejaron todo, como Raúl Enríquez, de Maracaibo, que vendió su auto y muebles para viajar a Chile, por tierra. Ante lo hizo su esposa e hijo, por avión. Como la mayoría de sus coterráneos busca días mejores.

‘Ecuador se reserva el derecho de admisión’
Daniel Regalado
Asociación de Venezolanos en Ecuador

Muchos ciudadanos venezolanos han sido impedidos de ingresar a Ecuador, en las últimas horas. Se habla de 800, pero no es una cifra oficial. Al parecer, se está aplicando la inadmisión prevista en la Ley Orgánica de Movilidad Humana -que entró en vigencia el 6 de febrero de este año- aunque no hay un reglamento. Tenemos información que se está solicitando, por ejemplo, que se presente el dinero que justifique su presencia como turista. Pero, considero que no se puede poner en vigencia esa normativa porque no se informó a los colectivos de venezolanos, por los canales oficiales. Son requerimientos que están solicitando los agentes de Migración desde hace seis días. Eso es una atentado a los derechos humanos.


En contexto

El ingreso de ciudadanos venezolanos se incrementó por el Puente Internacional de Rumichaca, en la frontera con Colombia los últimos días. El Ministerio del Interior dijo que no se han adoptado medidas restrictivas, discriminatorias o xenofóbicas contra ellos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (68)
No (1)