15 de julio del 2016 00:00

SUMA retoma alianza con el movimiento Creo

Líderes deSUMA y Creo acompañaron alos directores nacionales César Monge (centro izq., de barba) y Guillermo Celi (centro, terno oscuro y camisa clara) en el inicio del diálogo. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

Líderes deSUMA y Creo acompañaron alos directores nacionales César Monge (centro izq., de barba) y Guillermo Celi (centro, terno oscuro y camisa clara) en el inicio del diálogo. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 38
Triste 2
Indiferente 31
Sorprendido 2
Contento 66
Ana María Carvajal
Redactora (I)
amcarvajal@elcomercio.com

La pregunta fue directa, pero la respuesta no. Cuando ayer se consultó si la Sociedad Unida Más Acción (SUMA) apoyará la candidatura de Guillermo Lasso en las siguientes elecciones, Guillermo Celi, su director nacional, titubeó.

“Estamos tomando las medidas necesarias para el diálogo”, comentó ante las cámaras de los medios de comunicación. Lo dijo luego de una reunión a puerta cerrada, que se hizo en la sede de SUMA, en el norte de Quito. Al encuentro fue invitado el director nacional de Creo, César Monge.

Él llegó acompañado por el asambleísta nacional Patricio Donoso y otros militantes de la tienda. Quien no estuvo presente fue Guillermo Lasso.

Por SUMA también participó Marco Ponce, director provincial en Pichincha y concejal en el Municipio de Quito. Además de otros integrantes de la directiva del movimiento.

De ese movimiento, el gran ausente fue Mauricio Rodas, líder máximo de esta agrupación y promotor de la Convergencia Democrática por la Unidad, a la que también pertenece SUMA.

Lo primero que hicieron, al salir de la reunión, fue leer un manifiesto conjunto que elaboraron ambas tiendas políticas. Anunciaron el inicio de conversaciones para los próximos comicios.

Los puntos en común, para empezar un “trabajo conjunto de construcción” de una agenda programática, son el empleo, la economía, los emprendimientos, la inversión, los derechos y el fortalecimiento de la dolarización.

Cuando fue el turno de hablar de Celi, él utilizó términos que han sido constantes en los discursos políticos de Lasso, durante sus recorridos por las provincias del país. Habló de la familia ecuatoriana y de la necesidad de un cambio.

Entonces, le consultaron sobre si era cierto que él podría ser el binomio de Guillermo Lasso en los comicios generales del 2017. Pero Celi repitió el libreto. Insistió en que en unas semanas se tomarán decisiones y se difundirán los detalles.

Para ello, agregó, era necesario consultar todo con el Consejo Directivo Nacional Ampliado, porque es allí donde se definen qué acciones se seguirán sobre el futuro de SUMA.

La idea es hacerlo con “un altísimo grado de madurez, de responsabilidad, con un profundo espíritu patriótico, que demandan los ecuatorianos”.

Sin embargo, subrayó que en su movimiento se ha propuesto un diálogo abierto con todos los sectores.

Si SUMA sigue o no en la Unidad, solo se conocerá en los próximos días. Celi puntualizó que las diferentes alianzas son un vehículo, no un fin en sí mismas. La meta es lograr una candidatura única y transformar positivamente al Ecuador.

Los directivos de Creo y el mismo Guillermo Lasso han hecho público que la candidatura del exbanquero es una decisión tomada, que no está en discusión. Así lo entienden las figuras y agrupaciones (más de 100) que forman parte de su colectivo Compromiso Ecuador.

En el otro costado de la centro derecha, la Unidad puso el nombre de Cynthia Viteri como la primera precandidata y, hasta el 31 de agosto, se recibirán nombres para una selección interna, de la que salga un binomio por la coalición.

Ayer, Monge habló poco en el encuentro y prefirió atender a las preguntas de la prensa, mayoritariamente dirigidas a Celi. Monge considera que el diálogo es básico para delinear caminos hacia el 2017, a través de una alternativa de cambio frente al oficialismo. Creo ha trabajado en impulsar a Lasso, pero busca puntos en común con otras tiendas políticas.

Celi aprovechó la cita para hacer un recuento de recorridos por las 24 provincias del país y 231 cantones. Recordó que su movimiento cuenta con “19 alcaldes, dos prefectos, 98 concejales y 250 juntas parroquiales”.

Los enemigos detectados en esos recorridos son tres, a su criterio: pobreza, crisis económica y efectos del terremoto del 16 de abril pasado.

Fue ahí donde Celi hizo énfasis, en que Manabí es su provincia (él nació allí). “Seguimos construyendo el Ecuador del futuro”, y agregó que, al igual que la Unidad, las candidaturas son solo “vehículos”.

Lasso, por su parte, difundió un comunicado público a través de sus redes sociales, titulado ‘Ya basta de amagues y amenazas’. Ahí expresó su deseo de que el presidente Rafael Correa se presente a las elecciones del 2017.

Esto, para que “asuma su responsabilidad en la crisis económica que vive Ecuador por su mala administración”.

Aseguró que el 85% de los ecuatorianos quiere un cambio de modelo y que el 65% de los ecuatorianos no cree en la palabra del Gobierno.

“Con esos números, es previsible nuestra victoria. Que se deje de jugar con amagues, que salte a la cancha electoral; aquí lo espera el candidato”.

En contexto

SUMA y Creo tienen historia de acercamientos políticos. En las últimas elecciones seccionales, Creo decidió declinar la candidatura de Juan Carlos Solines, para evitar la división del voto en la oposición. Así, Rodas logró un triunfo sobre A. Barrera.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (11)
No (15)