3 de julio de 2016 00:00

Santiago García Álvarez: ‘El ‘Brexit’ es una mala noticia para la región’

Santiago García Álvarez, catedrático del IAEN, habla sobre el 'Brexit'.  Foto: EL COMERCIO

Santiago García Álvarez, catedrático del IAEN, habla sobre el 'Brexit'. Foto: EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 4
Indiferente 3
Sorprendido 17
Contento 1
Dennis Rodríguez

Entrevista a Santiago García Álvarez, catedrático del Instituto de Altos Estudios Nacionales.

¿La geopolítica mundial cambia con el referendo del pasado 23 de junio, en el cual los británicos decidieron la salida del Reino Unido de la Unión Europea?
Se van a dar cambios en el mediano y largo plazos, sobre todo porque se modifican el mapa político y la trayectoria política de una de las principales regiones del mundo, como es la Unión Europea (UE).

Pero,¿cuáles son los cambios que se avizoran?
Hay un debilitamiento del proyecto europeo de integración. Este ha llevado muchos años como modelo a seguir. Incluso los latinoamericanos lo habíamos tomado así por los avances importantes. Luego del Tratado de Roma de 1957, los europeos rápidamente construyeron una unión aduanera. Nosotros, aquí en América Latina, seguimos en la pelea por la unión aduanera. Todo ese proceso exitoso, ese modelo, se viene a menos.

¿El ‘Brexit’ debe situarse en la misma fila de eventos de la historia contemporánea que cambiaron el planeta, como la caída del ­Muro de Berlín?
Quizá no tenga esa fuerza, porque todavía no sabemos si puede haber un mayor impacto en cuanto a la posibilidad de que otros países se inmiscuyan en un proceso similar al ‘Brexit’. Se han dado impactos sociales y económicos inmediatos, que son parte de la ebullición. Pero ya vemos que los mercados internacionales están tratando de estabilizarse. El ‘Brexit’ es un acontecimiento importante, sobre todo porque pone de modo explícito que este modelo no es perfecto, pues tenía fisuras.

El presidente ruso, Vladimir Putin, dijo que hasta ahora no se entiende bien por qué David Cameron, primer ministro británico, llamó a un referendo así. ¿Fue un error histórico?
En el Reino Unido había un conjunto de fuerzas políticas que presionaban. En Europa, históricamente hay un sector y varios movimientos políticos antieuropeístas. Esto no es nuevo. Los hay en Francia, Alemania, Holanda, Austria, etc. En un contexto de crisis económica, como la que vive Europa, fue un caldo de cultivo muy bien manejado, con un discurso y una publicidad de políticos de la derecha y de la extrema derecha, que caló.

¿Cuánto tiempo durará el impacto económico del ‘Brexit’ y quiénes y cómo pueden aprovecharlo?
Hay que separar esta primera ‘ebullición’ que crea mucha incertidumbre. Durará entre dos y tres meses, hasta que se asimile. Luego, la economía empezará a procesar el cambio de mejor manera. Va a ser un proceso complicado y va a demandar un esfuerzo institucional muy grande por parte de los europeos, porque cambian las reglas del juego con una de las principales economías de la UE. La UE tiene un mercado único y el Reino Unido va a tener que negociar con cada uno de los 27 países del bloque. Los perdedores son los europeos. No parece claro quién puede ser beneficiario.

¿Y Donald Trump, candidato a la Presidencia de EE.UU.?
Sí, porque está utilizando ese discurso en el cual todo lo que suene a mancomunidad, esfuerzo compartido y políticas sociales –en las que los europeos son muy reconocidos- no está bien. Es el discurso conservador estadounidense.

¿El ‘Brexit’ y sus resultados son el primer gran fracaso de la globalización?
El ’Brexit’ muestra las grandes contradicciones de la globalización. Es un ejemplo más de los problemas estructurales que tiene el mundo moderno, que se basa muchísimo en el capital especulativo y financiero y en la creencia de que los mercados lo resuelven todo. Esta es una muestra de que vivimos en un mundo de extrema volatilidad y vulnerabilidad. Pero no hay que tener una visión fatalista.

¿Es una mala noticia para América Latina?
Sí, porque los latinoamericanos hemos pensado que el modelo de integración era el europeo. La otra lección para América Latina es que si quiere ser un jugador internacional debe acelerar el paso de la integración, porque esta complejidad económica, social y política no nos puede coger más desunidos que nunca.

Se prevé un impacto en los precios del crudo y cotización del dólar, ¿cómo puede afectar a Ecuador?
El Reino Unido no va a caer y no podemos decir que el dólar tendrá una revalorización extremadamente alta. Sobre el petróleo, todos los técnicos coinciden en que ha habido un primer impacto, sobre todo en el precio del Brent, pero se estabilizará.

Con la UE volcada a resolver la salida del Reino Unido del bloque, ¿qué escenario ve usted para el acuerdo comercial entre la UE y Ecuador?
Es un tema político que está tomando su tiempo. No sabemos cómo quieren los propios europeos manejar el tema (‘Brexit’), de una forma acelerada o más pausada.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (14)
No (3)