6 de junio de 2015 16:54

El comercio se activó en la jornada de acuartelamiento de este sábado 6 de junio

Los vendedores indican que en la actualidad las ventas representan menos ganancias, ya que desde el 2009 el Servicio Militar no es obligatorio. Foto: EL COMERCIO

Los vendedores indican que en la actualidad las ventas representan menos ganancias, ya que desde el 2009 el Servicio Militar no es obligatorio. Foto: EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0
Diego Bravo
Redactor (I)

Las inscripciones de jóvenes, entre 18 y 22 años, para seguir el Servicio Militar, activaron los comercios en las afueras de la Escuela de Servicios de la Fuerza Terrestre, en el sector El Pintado (sur de Quito), hoy 6 de junio del 2015.

Decenas de vendedores ofertaban maletas de madera, alimentos, jabón, afeitadoras, cortaúñas, papel higiénico, ropa interior, cepillos de dientes, pasta dental, cuadernos, lápices, esferográficos, sandalias de caucho, etc.

El paso de vehículos en la avenida Mariscal Sucre fue difícil por la presencia de los comerciantes. Desde las 08:00, ya se escuchó las voces de los vendedores ofertando sus productos. Los padres de los jóvenes inscritos compraban de forma apresurada lo que les hacía falta.

Rosa Estupiñán comercializaba artículos de limpieza y contó que ahora hay menos ganancias porque el Servicio Militar ya no es obligatorio desde el 2009. “Antes era bueno y salía toda la mercadería que traíamos a las bases militares”. Ella oferta ropa interior, por ejemplo, cada bóxer a USD 4.

Su hijo, Johny Alvear, estuvo en otro puesto desde las 08:00 hasta las 17:00. Por la mañana vendió USD 60 en cortaúñas, pasta dental, cepillos de dientes, papel higiénico, sandalias, esferográficos, libretas, candados metálicos, afeitadoras y jabones. Él recuerda que, hace seis años, se vendía más de
USD 80 en el mismo tiempo.

Las mamás de los jóvenes que fueron aceptados para el acuartelamiento compraban esos utensilios para sus hijos y los gauradaban en fundas. ¿A qué precios? Cada rollo de papel en USD 0,30, el par de chancletas a USD 2, el paquete de afeitadoras a USD 1,50…

Los chicos compraban maletas elaboradas con madera de cedro y laurel. Estas eran cuadradas y adentro tenían compartimentos para guardar los implementos de limpieza y ropa. El carpintero Ángel Llivisaca las fabrica y contó que las ventas han bajado con relación a otros llamamientos. “Antes del 2009 se vendían 40, ahora con dificultad 12. Ya no es negocio”.

Él estaba en la esquina junto a otros comerciantes, quienes ocupaban una cuadra frente a la Escuela de Servicios de la Fuerza Terrestre.

El acuartelamiento finaliza a las 17:00 de hoy, 6 de junio del 2015 y esta jornada también se desarrolla en otras 30 ciudades del Ecuador. Allí, más de 3 000 jóvenes también buscan comprarse una maleta y ropa para el curso de Servicio Militar que dura seis meses.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (2)