13 de julio de 2019 17:41

Quito 'sacó sus diablos' con música y comedia

Tres escenarios se levantaron en el festival Saca el Diablo, para las bandas nacionales e internacionales que se presentarán este 13 de julio del 2019. Foto: Vicente Costales/ EL COMERCIO

Tres escenarios se levantaron en el festival Saca el Diablo, para las bandas nacionales e internacionales que se presentarán este 13 de julio del 2019. Foto: Vicente Costales/ EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
María Gabriela Castellanos
(I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El festival 'Saca el Diablo' cerró su quinta edición la noche de este sábado 13 de julio de 2019, con la presentación del grupo cubano Orishas. La banda fue una de las más esperadas de la noche por el público capitalino que ansiaba escuchar sonidos caribeños de la agrupación que se dio a conocer con éxitos como Represent.

El evento contó con un 'line up' de primer nivel que incluyó en total 31 artistas nacionales e internacionales. Entre los invitados locales estuvo Cadáver Exquisito, Arkabuz, Sal y Mileto, Alkaloides, Da Pawn, y Ricardo Pita. Las bandas contaron con cientos de espectadores en sus presentaciones.

Además de Orishas, llegó al país Rawayana de Venezuela, Francisco El Hombre de Brasil, Vaioflow de Argentina, We Are The Wolves de Canadá y el polémico y controvertido DJ mexicano Silverio. El público no paró de bailar y corear los temas más conocidos durante todo el evento.

Tres escenarios se levantaron en el festival Saca el Diablo, para las bandas nacionales e internacionales que se presentarán este 13 de julio del 2019. Foto: Vicente Costales/ EL COMERCIO

Pasadas las 17:00 un fuerte aguacero cayó sobre el recinto, sin afectar el ánimo del público. En ese momento se presentaba la banda ecuatoriana Alkaloides que agradeció a los asistentes por mantenerse con energía a pesar del clima.

"Es una de mis bandas ecuatorianas favoritas", dijo Salomé Torres, quien llegó al evento con sus amigos. "Creo que este tipo de festivales ayudan mucho a difundir la música ecuatoriana, para que se conozca que hay buenas bandas y un buen movimiento musical. Aquí también venimos a aplaudir a los que menos conocemos", reflexionó.

Por otro lado, el estilo del festival también lo convirtió en un referente de la tendencia 'cashless'. En este tipo de eventos no se utiliza dinero en efectivo o tarjetas. Los productos, servicios, comida y mercadería promocional se obtiene a través de recargas a las manillas que se utilizaron como pase de ingreso. Así también se evitó el desperdicio de papel.

El comediante Sukitruki acompañó su acto de música y baile. Foto: Vicente Costales/ EL COMERCIO

El comediante Sukitruki acompañó su acto de música y baile. Foto: Vicente Costales/ EL COMERCIO

"Me parece importante tener este tipo de iniciativas porque es más cómodo y más rápido comprar así. No tengo que tener a la mano dinero o esperar un cambio", dijo Álvaro Proaño, uno de los asistentes. Las recargas se realizaron en puntos específicos y en cada estand hubo un dispositivo que permitía registrar la compra.

Además de ser un escenario para músicos, el festival también buscó dar promoción a comediantes, una tendencia en crecimiento. En un escenario pequeño se presentó Lu Noboa, Monserrath Astudillo, Pancho Viñachi, Juanjo Abedrabbo y Sukitruki.

En el lugar también hubo una feria de emprendimientos, un área de 'beer garden', un espacio con actividades infantiles, yoga, danza aérea y equilibrio sobre cuerdas. Aquí el público tenía la oportunidad de aprender más sobre estas disciplinas y divertirse.

Cerca de las 20:00 el tránsito en las afueras del festival aumentó. Sin embargo, no se registraron inconvenientes. Existió control policial y de tránsito desde el inicio del evento.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)