Hombre que arrolló con auto a dos mujeres se entrega…
Geofísico contabiliza 194 temblores en enjambre de s…
Kim promete esfuerzos ante ‘serias dificultade…
¿Empezó la vacunación contra covid-19, para sectores…
Dos niños murieron ahogados al caer en un tanque res…
Gobierno colombiano modifica ley para que bloqueos n…
Países Bajos relaja mayoría restricciones, incluidas…
Canciller Mauricio Montalvo y el Embajador de EE.UU.…

El Ayacucho se aferra al milagro ante el Gremio en el estadio Atahualpa

avid Braz de Gremio celebra un gol hoy, en un partido de la Copa Libertadores entre Gremio y Ayacucho FC en el estadio Arena do Gremio en Portoalegre (Brasil). EFE

avid Braz de Gremio celebra un gol hoy, en un partido de la Copa Libertadores entre Gremio y Ayacucho FC en el estadio Arena do Gremio en Portoalegre (Brasil). EFE

avid Braz de Gremio celebra un gol hoy, en un partido de la Copa Libertadores entre Gremio y Ayacucho FC en el estadio Arena do Gremio en Portoalegre (Brasil). EFE

Un milagro debe esperar este martes 15 de marzo el Ayacucho para remontar su eliminatoria con el Gremio de Porto Alegre pese a que medio equipo brasileño se tomó vacaciones tras golear al conjunto peruano por 6-1, entre ellos su técnico y una docena de jugadores que no estarán en el partido de vuelta.

Para pasar a la tercera fase previa de la Copa Libertadores y no terminar tan pronto la primera aparición de su historia en el torneo, los Zorros necesitan ganar por 5-0 al equipo brasileño o por seis goles de diferencia en caso de no lograr mantener su portería imbatida.

La apabullante superioridad demostrada la pasada semana por el Gremio sobre el Ayacucho no ayuda a cultivar el optimismo dentro del equipo peruano para conseguir una machada histórica.

El sueño de su primera participación en la Libertadores se ha vuelto una pesadilla y un quebradero de cabeza para el conjunto ayacuchano, pues a la goleada sufrida en Brasil se suma que se han visto obligados a recibir al equipo gaucho fuera de Perú.

El escenario del duelo será el estadio Atahualpa, de Quito, después de que las autoridades peruanas no permitiesen que el partido se jugase en su territorio debido a las restricciones relativas a la pandemia de la covid-19 que siguen vigentes para el ingreso de brasileños al país.

Se trata de un terreno de juego ubicado a 2 850 metros de altitud, unas condiciones similares a las del estadio Ciudad de Cumaná, la casa de los Zorros, que no cumplía los requisitos mínimos para albergar partidos de la Libertadores.

Ni siquiera la altitud parece ser suficiente para poner en aprietos al Gremio, mucho más en forma que el Ayacucho, que la pasada semana en el Arena do Gremio jugó su primer partido oficial en tres meses.

La misma tónica continuó esta semana, pues el Ayacucho solicitó suspender su encuentro frente a la Universidad San Martín de Porres correspondiente a la jornada inaugural de la primera fase de la liga peruana para poder preparar mejor su cotejo internacional.

Mientras, el equipo tricolor ensayó con éxito el equipo plagado de suplentes y juveniles que pondrá en liza el miércoles en Quito, pues se impuso por 0-2 el sábado al Esportivo en el campeonato gaucho.

El tricampeón de la Copa Libertadores se ha tomado como un mero trámite el encuentro de vuelta frente al Ayacucho, al punto de que ni siquiera su técnico Renato Gáucho ha viajado a Quito para dirigir al equipo en el partido y lo ha delegado a su ayudante Alexandre Mendes.

Junto al entrenador, el club también concedió dos semanas de vacaciones a doce jugadores, casi todos titulares, debido a la acumulación de partidos tras haber concluido hace pocas semanas la liga brasileña, con la reciente final de la Copa de Brasil perdida frente al Palmeiras.

Entre los futbolistas con descanso está delantero Diego Souza, autor de tres goles en el partido de ida; el zaguero argentino Walter Kannemann, el volante Maicon, el centrocampista creativo Allison y el portero Vanderlei.