4 de September de 2009 00:00

Una nueva vía para unir a Quito con Sto. Domingo se construye

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Santo Domingo

Una carretera que unirá a Santo Domingo de los Tsáchilas con Pichincha está en construcción. Esta arteria, de 65,91 km, enlazará a la capital tsáchila con la vía Calacalí-La Independencia, en el cantón Los Bancos.  

Dos empresas están a cargo de la construcción de la carretera. Desde Santo Domingo hasta la localidad 10 de Agosto (34,20 km) es responsabilidad de la Constructora Nacional. En el tramo que va desde 10 de Agosto hasta Los Bancos (31,71) trabaja Equipos y Terrenos SA (Etiquesa).   



El flujo vehicular
La construcción de la carretera Santo Domingo–Los Bancos beneficiará a las comunidades de San Antonio, Libertad del Toachi, Alianza para el Progreso, San Francisco de Orellana, 6 de Enero, Las Mercedes, Mulaute, La Orense y 10 de Agosto. 
Esta vía será una alternativa para la Alóag-Santo Domingo. Según datos del Consejo Provincial de Pichincha, por allí circulan 6 455 carros cada día. Durante los feriados, la cifra asciende a 7 947. El 66 % es transporte liviano, el 25% es transporte pesado y el 9%, extrapesado. La obra tiene un costo de USD 20 965 941. Esto, incluida la construcción de los puentes en los ríos Blanco y Mulaute.   

Inicialmente estaba previsto que la obra concluya en noviembre de este año, pero el invierno que afectó a la zona en los tres primeras meses retrasó los trabajos. Por ese motivo, la Constructora Nacional solicitó una prórroga de seis meses.

Una vez que esté concluida la vía, los usuarios podrán llegar a Quito en dos horas. En opinión de Freddy Sánchez, director provincial del Ministerio de Transporte y Obras Públicas, este nuevo ramal ayudará a descongestionar el tránsito en la Alóag-Santo Domingo, de 100 km.   

Los vecinos de las comunas por donde pasa el trazado de la carretera tienen muchas expectativas. Mario Miño está seguro de que con la vía podrá sacar la yuca, la leche y el maíz que se produce en su finca a los mercados de la provincia. “Hasta ahora no lo puedo hacer, porque no hay transporte. Es dramático”. 

Darwin Gales es otro habitante de la zona. Él resaltó los beneficios de la construcción del ramal. “Es una oportunidad para hacer negocios y progresar”. 

Una opinión similar tiene Betty Zurita, en La Libertad del Toachi. Ella es propietaria de una tienda de abarrotes y de una picantería. “Con el inicio de los trabajos mejoraron las ventas. Cuando ya se abra completamente, ampliaré mis negocios”. 

Por ahora, las unidades de la cooperativa Reina de las Mercedes son las únicas que entran a la zona. El chofer Miguel Muñoz cuenta los días para que termine el sufrimiento por la excesiva presencia de lodo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)