COE Nacional analiza la situación de las protestas e…
Indicios, veedores… Cómo se investiga la muert…
La política Lgbtiq+ depende de la obtención de datos…
‘El uso de lo indígena ha sido explotado en la…
Un ‘reality’ que experimenta con los humanos
¿Cómo están las vías en Quito? AMT detalla reporte d…
El Papa pide que se abandone la violencia e invita a…
Debate para destitución de Guillermo Lasso se retoma…

Contraloría audita la venta del Hotel Quito

Vista del Hotel Quito, ubicado en la González Suárez y 12 deOctubre, en la capital. Foto: Pavel Calahorrano / EL COMERCIO

Vista del Hotel Quito, ubicado en la González Suárez y 12 deOctubre, en la capital. Foto: Pavel Calahorrano / EL COMERCIO

Vista del Hotel Quito, ubicado en la González Suárez y 12 de Octubre, en la capital. Foto: Pavel Calahorrano / EL COMERCIO

La reciente venta del Hotel Quito, a través del mercado de valores, está siendo examinada por la Contraloría General del Estado.
La auditoría, que se inició el 11 de mayo pasado, busca establecer si se cumplieron las disposiciones legales y las normas, que se aplican en este tipo de subastas públicas.

El 100% de las acciones de este hotel es de propiedad del Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (Biess). Pero, el 6 de mayo pasado, mediante un comunicado, sus autoridades informaron que fue vendido a USD 30,8 millones a la empresa China Road and Bridge Corporation (CRBC).

Esta oferta corresponde al valor del capital social del hotel, equivalente a USD 1 por acción. Sin embargo, según la última valoración de la Pricewaterhouse, este monto se ubica entre el escenario pesimista y el probable.

El valor patrimonial incluidos los activos no operativos (terrenos) del escenario más bajo suma USD 26,6 millones, mientras que en el escenario optimista el monto sube a USD 37,4 millones.

Las autoridades del Biess aceptaron la oferta de CRBC y le dieron 90 días para pagar. Aunque, Richard Espinosa, titular del Directorio del banco, informó a la Comisión de Derechos de los Trabajadores de la Asamblea, que la empresa ya hizo un adelanto de USD 1 millón. La auditoría durará 30 días laborables. Espinosa defendió la venta al señalar que se realizó a través del mercado de valores y que no hubo más ofertas.