La informalidad persigue al 70% de jóvenes del Ecuador
La construcción se reactiva con incentivos y exonera…
Sobre dos ruedas recorren Quito en la noche
3 158 nuevas becas para la Universidad están en riesgo
Nexos con paraísos fiscales persiguen a tres gobernantes
Maduro habló con un caballo sobre el legado de Hugo Chávez
Concejo de Quito aprobó el plan de seguridad ciudadana
Caso Isspol: Justicia de EE.UU. pide confiscar biene…

Mujer quemada con ácido en Guayaquil se encuentra en cuidados intensivos

Ataque con ácido

Ataque con ácido

Mónica está hospitalizada bajo estricto control médico luego de sufrir quemaduras de primer y segundo grado causadas por el ácido lanzado por su exconviviente Alfredo V., el sábado, 5 de marzo del 2016, en el suburbio de Guayaquil.

El hecho se produjo en el sector de 4 de Noviembre y Gallegos Lara, oeste del Puerto Principal, donde habita la afectada. Además de ella, también sufrieron quemaduras en menor proporción su hija -de 16 años- y su cuñada que la acompañaban luego de realizar compras. Ellas presentan afectaciones especialmente en las piernas.

Según muestra un video de seguridad de una farmacia cercana al sitio de la agresión, Alfredo V., se acercó por detrás, tomó por el cabello a su exconviviente –de 40 años- y le lanzó el líquido. Luego intentó huir del sitio pero fue detenido metros más adelante por vecinos e incluso por su propio hijo, que lo entregaron a la Policía.

Una vez que se produjo la audiencia de flagrancia y se le dictó orden de prisión, Alfredo V., enfrenta una causa por tentativa de femicidio.

Martha, hermana de la afectada, dijo que ella se mantiene ingresada en la sala de Cuidados Intensivos del hospital Abel Gilbert conocido también como del Suburbio. “Ella tiene el 50% del cuerpo quemado. Está estable pero nos preocupa la vista porque le cayó mucho ácido en el ojo y ve nublado”.

Aseguró que el exconviviente estuvo hace un año detenido por maltrato físico. “Estuvo preso 15 días y salió amenazando. Él daba mucha vuelta por aquí (la casa)”. Desde entonces se mantenían separados.

Alfredo V., de 42 años, trabajaba en Salinas pero cada cierto tiempo llegaba a Guayaquil a visitar a sus hijos. La agresión se dio luego de su última visita, ante la negativa de su exconviviente de volver con él.

> Más información sobre el femicidio en el especial ‘La violencia machista se cobra vidas en Ecuador

Suplementos digitales