27 de noviembre de 2018 21:04

La agresión a dos mujeres provocó enfrentamientos entre indígenas de Chibuleo y la Policía, en Ambato

Protesta de la comunidad de Chibuleo por la agresión a una mujer de su comunidad. Foto: Fabián Maisanche / EL COMERCIO

Protesta de la comunidad de Chibuleo por la agresión a una mujer de su comunidad. Foto: Fabián Maisanche / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 27
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 2
Fabián Maisanche

Los dirigentes del Consejo de Gobierno del Pueblo Chibuleo denunciaron a un agente municipal y a una persona apodada el ‘chancho’ como los agresores de dos mujeres de la comunidad en las calles céntricas de la ciudad de Ambato, en Tungurahua.

Antes de realizar la denuncia en la Fiscalía hubo enfrentamientos entre policías, agentes de tránsito y los indígenas de Chibuleo que eran apoyados por comerciantes informales, este martes 27 de noviembre del 2018.

La protesta se realizó luego de una reunión en la plaza central de Chibuleo, ubicada en la vía Ambato-Guaranda, donde Luz Natividad Chalán contó como fue agredida en las calles Tomas Sevilla y Primera Imprenta, la noche del lunes 26 de noviembre.

La comerciante indígena indicó que vendía tomates cuando un agente municipal le solicitó que se retirara del lugar, pero sin darle el tiempo necesario para levantar la mercadería, el gendarme cogió un tomate y lo lanzó a la calle. Ella se levantó y empujó al policía.

En su relato, la mujer dijo que se acercó un sujeto apodado el ‘chancho’ y la agredió. Recibió un golpe que le produjo la fractura de la nariz. Mientras su hija Lizbeth, de 16 años, que intentó defender a su progenitora, también fue violentada. “Tengo fracturado el tabique y golpes en mi cuerpo y el de mi hija. Solicitamos se investigue y se encuentre a los responsables”, aseguró Chalan.

Otra de las resoluciones de la asamblea fue aplicarles la justicia indígena a los supuestos agresores de las mujeres. Por eso en los exteriores del céntrico mercado Modelo retuvieron a dos agentes municipales quienes serían los posibles responsables del hecho.

Luego de forcejeos entre los campesinos y municipales, les vistieron con poncho rojo y un sombrero de la comunidad y los subieron a una camioneta e intentaron llevárselos a Chibuleo pero los uniformados cerraron las calles Mera, 12 de Noviembre, Olmedo y 13 de Abril. Esto produjo el caos vehicular en el centro de la urbe. Luego de tres intentos, la Policía Nacional logró liberar a los agentes municipales.

Con gritos de consignas como: “No más agresiones”, “fuera el Alcalde”, “fuera los concejales rurales”, “fuera los agentes municipales”, los 150 indígenas se retiraron pero anunciaron más movilizaciones.

En un comunicado de prensa, el Consejo Municipal de Seguridad Ciudadana de Ambato (Comseca) rechazó todos los actos de violencia. “Las agresiones de las que fue víctima la comerciante del Pueblo Chibuleo durante los operativos rutinarios de control no fueron producidos por Agentes de Control de Municipal. Se trata de un incidente entre particulares”.

El documento detalla que la municipalidad está abierta a solucionar cualquier tipo de conflicto a través del diálogo y bajo los términos legales, precautelando la integridad y seguridad de la ciudadanía.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (13)
No (1)