7 de September de 2009 00:00

Freno a los productos de limpieza

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Guayaquil

Carmen Sánchez revisa una y otra vez la percha de las cremas dentales, en el local de TÍA, ubicado en el centro de Guayaquil.

Las etiquetas que marcan el precio de cada una definen su decisión de compra. “Yo antes compraba Colgate Max Fresh, pero ahora cuesta demasiado, aquí está marcado USD 2,39. Así que mejor escogí esta”. En su carrito de compras deslizó, entre las fundas de detergente, la caja de Colgate normal, de 75ml, cuyo valor estaba marcado en USD 1,05.

Celia Molina realiza una búsqueda similar en la percha de toallas sanitarias. Ella recuerda que en mayo llegó al mismo local para comprar una funda de 10 unidades de Nosotras Plus. “Mi nieta me pidió que le comprara la misma pero está demasiado cara”. En la etiqueta marcaba USD 2,29. Molina dice que antes la compraba en USD 1,50.

Los casos se repiten en el área de desodorantes, jabones de tocador  y pañales. “Todo ha subido, mínimo USD 2”, calcula Karina Proaño, mientras escoge un paquete de tres jabones que está en oferta. Según la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) que publica cada mes el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), los meses de marzo y abril reflejan el mayor incremento de precios de productos de limpieza e higiene personal.

Las categorías donde se evidencia una mayor variación son desinfectantes,  jabón de  tocador, pasta dental, toallas sanitarias, pañales y desodorantes (ver cuadro). Esta última, por ejemplo, en marzo marcó 10,16 en el índice, un considerable incremento respecto a febrero que fue de -0,02. Y aunque en mayo registró un nuevo descenso (-1,14), los precios siguieron aumentando entre junio y julio aunque en menor medida (0,20 y 0,16, respectivamente).

Proaño sostiene que pese al aumento debe seguir consumiendo este tipo de productos pues son necesarios para la limpieza del hogar y su higiene diaria.

Las compras las realiza cada dos semanas y prefiere buscar las ofertas que ofrecen los supermercados. “Por ejemplo, aquí en TÍA esta funda gigante de detergente vale USD 9,50 pero me dura más. También compré dos servilletas por el precio de una y hay productos que vienen con cosas gratis también”.

Rafael Mayoral, director de la empresa IPSA (dedicada al estudio de los mercados), dice que por ser productos de uso diario (o mensual en el caso de las toallas sanitarias), las personas asumen el costo adicional. “No dejan de comprar aunque gasta más que antes. Lo que sí ven es alguna opción más barata que no necesariamente implica un cambio de marca”, expresa.

 Mayoral señala que tanto en la canasta de productos de limpieza (detergente en polvo y líquido, jabón de lavar, lavavajillas, limpiadores o desinfectantes, multiusos y suavizantes de ropa) como en la de higiene personal  existe una mayor variedad de tamaños, tipos de envase y características de los productos.

Los bienes  de higiene personal son los cepillos y pastas de dientes, desodorantes, hojas de afeitar, jabón de tocador, pañales, champú, rinses, toallas sanitarias, protectores diarios, papel higiénico, cremas faciales y corporales.

Solo en champú, por ejemplo,  hay unas 900 variedades. Y en desodorantes, unas 300. De ahí que el consumidor puede escoger un envase más pequeño o  con menos características  de una misma marca, por menor precio.

IPSA realiza una investigación en 62 ciudades (90% de la población urbana del país) para conocer el negocio. La canasta de higiene mueve entre USD 250 y 300 millones al año. Mientras que la canasta de limpieza mueve entre USD 150 y 200 millones.

En los últimos cinco años, ambas crecieron a un ritmo del 13% anual en volumen (cantidad de productos vendidos).

Pero la aplicación de las medidas arancelarias cambió el escenario. Según IPSA, en el primer semestre se registra la desaceleración en el crecimiento en un 0,7%, respecto a 2008 .

Sin embargo, se registra un 12% de incremento en  dólares por el aumento de precios.

Eso  refleja que el impacto de las medidas se trasladó al consumidor, no solo porque ahora paga más sino porque está consumiendo menos.

Las empresas multinacionales que manejan el negocio son Unilever, Jhonson & Jhonson, Kimberly Clark y Colgate Palmolive. Sin embargo y pese a la insistencia de este Diario, las firmas prefirieron dar detalles, según comunicaron las agencias de relaciones públicas que las representan.

Las ofertas

El precio de los  pañales varía según el tamaño y la marca. Por ejemplo, una funda de 24 unidades  cuesta USD 6,99 en la marca Huggies, USD 5,19 en Pañalín y USD 5,44 en Pequeñín. Aunque esta última ofrece un plato para bebés de regalo.

Los jabones de  tocador ofrecen presentaciones de tres unidades. En la marca Protex, por ejemplo, el precio es de USD 1,99. El mismo valor tiene la marca Palmolive. Mientras que el jabón Jolly, en los locales de TÍA, se oferta por USD 0,99 los tres.

La funda de un kilo  de detergente en polvo de la marca Deja cuesta USD 2,19. La de OMO está en USD 2,99, mientras que la de Surf se oferta en USD 2,29. En el mismo local hace dos semanas esta última costaba USD 2,19.
La oferta de  los productos se multiplica  en los supermercados con promociones.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)