17 de enero de 2020 00:00

Bono social con apoyo del BID financiará 24 000 hipotecarios

Los recursos financieros obtenidos permitirán impulsar el Plan Casa Para Todos.

Los recursos financieros obtenidos permitirán impulsar el Plan Casa Para Todos. Foto: Archivo EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 8
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 10
Evelyn Tapia
Redactora (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El Ministerio de Finanzas emitió el pasado jueves 16 de enero de 2020 un bono social, con apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), por USD 400 millones.

Los recursos de esta emisión servirán para crear un fideicomiso a través del cual las entidades financieras podrán otorgar créditos hipotecarios a una tasa preferencial de 4,99%.

Según el Ministerio de Finanzas, la tasa promedio del mercado para viviendas de entre USD 50 000 y USD 90 000 es de 9,33% a 25 años.

El Gobierno estima que se entregarán unos 24 000 créditos hipotecarios de USD 55 000 en promedio con esta iniciativa e impulsar el plan de vivienda Casa Para Todos.

Además de los recursos de este bono, el fideicomiso cuenta con USD 68 millones de inversión estatal y USD 70 millones otorgados por la CAF-Banco de Desarrollo de América Latina.

Los créditos deberán estar destinados a casas terminadas y nuevas del segmento Vivienda de Interés Social (VIS), con un avalúo comercial de hasta USD 71 064; y del segmento Vivienda de Interés Público (VIP), con un valor comercial entre USD 71 064 y USD 91 368.

Para acceder al beneficio, debe tratarse de la primera y única casa de la persona que postule al crédito.

En los dos tipos de vivienda se requiere el 5% de entrada y el financiamiento puede ser de entre 20 y 25 años, con seis meses de gracia y pagos mensuales de cuotas.

Si la persona quiere optar por una vivienda VIS y VIP, debe tener ingresos brutos máximos consolidados iguales a USD 2 536; esto es, 6,34 salarios básicos, en el caso de estar en relación de dependencia.

Para el caso de deudores que no tengan relación de dependencia, el valor corresponderá al margen neto del negocio; es decir, a los ingresos del negocio descontando los gastos de la actividad económica.

El Ministerio de Finanzas detalló que las instituciones financieras que quieran participar del programa pueden ser bancos públicos, privados y entidades de la economía popular y solidaria.

Entre los requisitos están que la entidad mantenga una calificación de riesgo actualizada de al menos A, otorgada por una agencia calificadora de riesgo acreditada.

Además, la entidad financiera debe comprometerse a que un 15% de los préstamos que otorgue en el marco del programa impulsado por el Gobierno, sea para viviendas de hasta USD 40 608.

Los constructores también deben cumplir algunos requisitos para que sus proyectos sean considerados dentro del programa. Primero deben registrar los proyectos de vivienda que van a desarrollar en el Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda (Miduvi), a través del portal www.habitatyvivienda.gob.ec.

Luego deben presentar una declaración juramentada de cumplimiento de requisitos técnicos y legales que regulan a los proyectos de vivienda de interés social y público. Y finalmente se emitirá una certificación del registro por parte del Miduvi.

Esta es la primera vez que un país emite un bono de este tipo. El BID no solo aportó con una garantía de USD 300 millones, también apoyó al Gobierno con un programa de asistencia técnica específica de USD 750 000 para fortalecer la capacidad de ejecución del bono en términos de análisis financiero, legal e institucional necesarios para la estructuración y ejecución del proyecto.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (23)
No (5)