29 de julio de 2014 00:00

La vida ‘fit’ se vuelve parte de 
la cotidianidad en Guayaquil

Los deportistas usan vestimenta y equipos especializados para llevar el ritmo de sus ejercicios y nutrición. Foto: Joffre Flores/ EL COMERCIO

Los deportistas usan vestimenta y equipos especializados para llevar el ritmo de sus ejercicios y nutrición. Foto: Joffre Flores/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 0
Elena Paucar y Thalíe Ponce 
sociedad@elcomercio.com (I)

Yoga, crossfit, hidrogimnasia, pilates, insanity, zumba, pole dance… son algunas de las nuevas modalidades para mantenerse en forma que ganan terreno. En su mayoría son entrenamientos de rutinas cortas que fortalecen los músculos.
El objetivo es mantenerse ‘fit’, como dicen sus seguidores. Lo que significa no solo verse, sino sentirse bien.

Según Colegio Americano de Medicina Deportiva, con sede en Estados Unidos, todos los adultos deberían practicar al menos 30 minutos diarios de  actividad física de intensidad moderada como las ‘fit’.

Pía Andrade, promotora de eventos deportivos, asegura que el fitness es una fuerte tendencia en el país desde hace cinco años. Pero ha ganado especial fuerza en los últimos dos. Ella y Silvia Ponce organizan la carrera Iron Runner y también el campamento deportivo Fitness Camp.

La empresaria cuenta que en el 2012, la primera edición de esta carrera de obstáculos convocó a cerca de 1 000 personas. En las últimas ediciones los registrados han sido más de 1 500. En los campamentos, que se realizan en Salinas (Santa Elena) han participado entre 300 y 500 personas en cada una de sus tres convocatorias.

María Emilia Kayser es ‘runner’ (corredora) y coincide con la opinión de Andrade. Ella empezó a correr en el 2011, motivada por un amigo.

Actualmente se entrena con dos amigos tres veces por semana, bajo la guía de un entrenador. Ha participado en decenas de carreras localmente e incluso corrió en una media maratón que se hizo en Miami (EE.UU.), en febrero pasado.

A decir de Kayser, en el Puerto Principal, cada vez hay más personas interesadas con deportes o actividades relacionadas con el fitness.

“Ya no se hace solo por moda, obligación o para combatir alguna enfermedad; hay concienciación y prevención”, comenta Kayser.

Esta fiebre por estar en forma se evidencia en la diversificación de eventos y la oferta en el mercado. En Guayaquil, hace unas semanas se llevó a cabo la tercera edición de la feria Expo Fitness.

Ahí se presentaron 70 marcas de ropa deportiva y empresas vinculadas para hablar de esta tendencia. Los organizadores registraron más de 25 000 asistentes a la feria.

Las posibilidades de accesorios en el mundo ‘fit’ también crecen. Por ejemplo, es posible tener un entrenador al alcance de la muñeca gracias a los relojes especializados para hacer deportes y ejercicios.

La tienda Garmin Ecuador ofrece una amplia variedad de estos equipos que no se limitan simplemente a dar la hora. Paola Cañarte, ejecutiva en ventas de Skytec, explica que hay relojes para principiantes y para deportistas de élite. Según sus funciones pueden costar desde USD 110 hasta USD 600.

“Los más básicos miden el tiempo, la distancia, la velocidad y las calorías consumidas.

Sirven para cualquier tipo de deporte, correr, nadar o andar en bicicleta. Los más específicos, para triatlón, tienen funciones especializadas: algunos miden las brazadas de natación, las rutas de ascenso y también de descenso… Todos tienen GPS incorporado”.

La ropa también se amolda a la actividad física. Zapatos, camisas, mallas, calentadores… cada prenda tiene una característica peculiar que puede ir desde el tipo de tela hasta tecnologías de calzado, según el ejercicio o deporte.

Raúl Meneses, del departamento de mercadeo de Puma Ecuador, indica que los corredores se benefician con la tecnología ‘moving’ de los zapatos que promociona esta marca.

“La tecnología consiste en una banda elástica -colocada en la suela- que ayuda a recuperar la pisada cuando se está corriendo”. Y hay una amplia variedad de zapatos, tanto para entrenamiento como para competencia, que se puede seleccionar según una escala de amortiguación.

En la confección de ropa se utilizan diversos materiales. Meneses dice que hay telas que absorben la humedad, porque el sudor se evapora y da sensación de frescura; otras ayudan a sujetar el músculo, pero todo depende del deportista.

La alimentación es el otro aliado del fitness. La nutricionista Carla Rangel no habla de dietas, sino de un plan de alimentación sana con una fórmula sencilla: disminuir los carbohidratos simples, aumentar el consumo de agua, seleccionar proteínas de buena calidad, aumentar las fibras e incluir más frutas y verduras. “Todo depende del índice de masa corporal y masa grasa, así como el tamaño y la edad”.

Alicia Mantilla entrena crossfit hace año y medio y contó que la alimentación cambia con un estilo de vida ‘fit’. Ella evita los lácteos y azúcares.

Seis complementos saludables

El consumo de frutas así como alimentos que sean integrales o de dieta ayudan a mantener el organismo saludable. Se recomienda consumir productos ricos en fibra.

Las personas que han asumido el estilo de vida ‘fit’ no usan cualquier tipo de vestimenta. Prefieren las prendas holgadas que se secan con rapidez luego de hacer ejercicio.

Los relojes no solo deben dar la hora exacta, sino que deben tener otras funciones. Por ejemplo, llevar una agenda de actividades o contabilizar el esfuerzo físico.

Los complementos vitamínicos también son usados, aunque no en todos los casos. Son fórmulas hechas con productos naturales para ayudar al metabolismo.

Un amante de la vida ‘fit’ prefiere los medios de transporte alternativos, que le permiten hacer actividad física, a los vehículos motorizados. Existen modelos para cada edad.

El equilibrio no solo se busca a nivel físico. El espiritual es también importante y se logra, por ejemplo, con sesiones de yoga que también permiten llevar una vida más relajada.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)