14 de January de 2014 00:02

La Nube y la seguridad, el dilema de los usuarios

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0

Guardar archivos y observarlos en cualquier parte del mundo -con tan solo una conexión a Internet- es una de las ventajas de utilizar los servicios del 'cloud computing' o la Nube.

Esto es un sistema que permite, a través de Internet, acceder a los programas que no se encuentran alojados en una computadora. En otras palabras, la Red se convierte en el gran disco duro que alberga todo lo que usted programe.

Con el dinamismo del uso actual del correo electrónico y la transferencia de información, la firma de análisis de las industrias tecnológicas y de telecomunicaciones IDC destacó el crecimiento del mercado móvil y la masificación de la Nube para este 2014.

Pero la idea es garantizar que el usuario tenga acceso a la información cuando la necesite.

Los portales a través de los cuales los usuarios pueden acceder a este servicio de forma gratuita son SkyDrive, Google Drive, DropBox, Shared, Mega, A Drive, Bitcasa, Box Media Fire, etc. Los usuarios pueden gestionar desde dos hasta 50 megas de espacio. Todo depende de la capacidad que tengan los archivos.

En algunos portales, los usuarios pueden tramitar más capacidad, según los usos que requiera. DropBox es uno de ellos. Este es el preferido de Evelin Rivera, una diseñadora que intercambia información con sus colegas. Ella creó en el 2008 una cuenta en este portal. Registró su dirección de correo electrónico y su contraseña.

Ella comparte datos de sus diseños, que generalmente son pesados y no podría utilizar un correo electrónico. Además, puede visualizarlos desde cualquier computador, 'laptop' o 'smartphone' con solo digitar sus datos.

Dropbox le permite almacenar 2 gigabytes (GB) y cada archivo puede pesar hasta 300 megabytes. Así, un video de dos minutos de duración, en alta calidad, puede pesar 13 MB.

Rivera tiene 8 gigabytes de capacidad, de forma gratuita. Ella gestionó más espacio al incluir amigos al portal, por cada persona esta empresa le premiaba con espacio, hasta lograr el límite gratuito. Las personas que requieren más espacio pueden pagar por su uso, que sobrepasa los USD 100, según el espacio que requiera.

Sin embargo, uno de los principales cuestionamientos a esta forma de guardar documentos es la seguridad que pueden generar estos portales.

Rafael Bonifaz, expresidente de la Asociación de Software Libre en Ecuador, resalta que los portales estadounidenses que brindan este servicio deben entregar por Ley los datos que almacenen, si la autoridad de ese país lo requiere. En ese sentido, destacó que no es recomendable utilizar este servicio si el usuario requiere guardar información importante.

Él afirma que en caso de utilizar este servicio, lo más recomendable es encriptar la información. Es decir, volver ilegible el documento que guarda o envía.

Un nuevo cuestionamiento de los usuarios al utilizar los servicios en la Nube es la propiedad intelectual. Desde que los archivos se depositan en estos portales ya dejan de ser autores únicos.

Por ello, los especialistas recomiendan que para no tener ningún problema de autoría en la Nube, es preciso que las personas decidan qué es lo que quieren con este servicio y qué tipo de información van a compartir. Además, los usuarios deben ubicar sus nombres como responsables de esos documentos y dejar claramente establecido a quién pertenecen y especificar las sanciones por un posible plagio.

En contexto El concepto de la Nube empezó cuando el servicio de Internet se masificó y los portales empezaron a construir sus propias estructuras para guardar información. Para los especialistas en informática, este concepto es la nueva moda en la industria tecnológica.

NO OLVIDE

  • Puede acceder a la nube desde cualquier sitio y dispo­sitivos: 'laptop', PC, tableta, 'smartpho ne'.
  • La Nube le evita instalar los programas en la computadora o 'laptop' y le ahorra espacio en el disco duro.
  • Al ahorrar espacio en el disco duro se ahorra un gasto en un nuevo equipo que albergue su información.
  • Tenga cuidado con el tipo de información que guarda en la Nube, procure encriptar todos sus datos.
  • En la Nube, un mismo programa lo comparten muchos usuarios, sin necesidad de tener que comprar uno.
  • Si no tiene acceso a Internet no podrá acceder a los datos que guardó en la Nube, tenga siempre copias.
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)