18 de June de 2012 12:53

Vitaminas en exceso dañan el riñón e hígado

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 3
Contento 0

El consumo indiscriminado de vitaminas por el hecho de querer mejorar la condición física, nutricional o el rendimiento en la vida diaria, llega a tener efectos tóxicos, informó el experto Miguel Escalante Pulido.

El titular del departamento de endocrinología del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco detalló que de hecho el 99 por ciento de la población en general no necesita de suplementos vitamínicos ya que los requerimientos diarios los consume en los alimentos de manera natural, especialmente en las frutas y verduras.

Destacó que cuando se habla de las vitaminas A, B, C, D y E, los efectos nocivos de su consumo pueden ir desde descamación de la piel, caída de uñas, hasta náuseas, vómitos, gastritis y daño hepático.

Añadió que el exceso de la vitamina C puede incrementar el riesgo de cáncer, en tanto que si se trata de vitamina D, su sobre ingesta puede propiciar incremento de calcio en sangre, fragilidad ósea.

Pero también puede facilitar la calcificación de órganos vitales como riñones, además de propiciar posibles efectos a nivel de debilitamiento muscular y cardiaco.

El experto dijo que aunque es una práctica común, apenas entre el cinco y el siete por ciento de las personas que consultan al endocrinólogo lo hacen por malestares atribuibles a hipervitaminosis y es de hecho hasta entonces que caen en la cuenta de que consumir vitaminas en exceso no es tan inocuo como por lo general se cree.

Indicó que una dieta balanceada, que incluya frutas y verduras, aporta al organismo las vitaminas y minerales que requiere para su adecuado funcionamiento y cuando se consumen de esta manera, el cuerpo las elimina fácilmente.

En tanto que cuando se ingieren en forma de suplementos, su exceso puede redundar, insistió, en acumulación de sustancias y potencial daño a diferentes órganos y sistemas.

Reiteró la importancia de buscar asesoría profesional para iniciar un plan vitamínico ya sea con el médico o con el nutriólogo, y en cuanto a la ingesta de bebidas rehidratantes sugirió no consumirlas en exceso ya que su contenido de vitamina C es cinco a seis veces mayor que el recomendado diariamente.  

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)