5 de December de 2013 21:34

El misterio detrás del rimel

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Diversos looks de belleza se reunen en las páginas de este divertido anuario, que adelanta el aniversario número 100 de la firma cosmética Maybelline, en el que destacan hermosas modelos con propuestas muy audaces. Nueva York es la ciudad que acoge el particular estilo de la marca estadounidense, mediante imágenes que reflejan a una mujer segura y valiente que proyecta el carácter de la firma.

Portavoces de Maybelline New York como Emily Didonato, Kemp Muhl, Julia Stegner, Jessica White, Charlotte Free y Erin Wasson personifican los momentos clave que han alimentado la innovación y el éxito de Maybelline New York en el último siglo, así como los años que vienen.

Una historia qué contar...

En 1915 Mabel Williams, oriunda de Chicago, buscaba una forma de realzar sus ojos, así que mezcló polvo de carbón y vaselina sobre sus pestañas y cejas. Sin saberlo, creó la primera máscara de pestañas, y junto con su hermano Thomas Lyle desarrolló una compañía para vender este producto al que nombraron Lash Brow Ine.

El proceso para convencer a las mujeres de emplearlo no fue sencillo; sin embargo, comenzaron a realizar diversas campañas publicitarias con las principales actrices de la época, y en 20 años lograron que 62% de ellas lo emplearan. En 1922, la compañía fue renombrada Maybelline.

Durante las décadas de los años 50, 60 y 70 la empresa creció notablemente, así como su catálogo de productos, que incluía desde máscaras automáticas de pestañas y polvo de cejas hasta sombras de ojos. Se lanzó Great Lash que, hasta la fecha, sigue siendo un best seller.

Para 1996, L'Oréal adquirió Maybelline y la sede central se trasladó a Nueva York, por lo que cinco años después rebautizaron la marca como Maybelline New York. En 2009, en medio de una crisis económica global, Maybelline New York presentó el labial Color Sensational que sigue siendo un verdadero hit.

Que no se corra

Si la mascara se corre mientras se maquilla y el cepillo le mancha la piel, el maquillista Charlie Vázquez recomienda humedecer un algodón con desmaquillante de ojos y remover la mancha inmediatamente. Si esperas a que se seque, la mancha se oscurece y no sale fácilmente. “Siempre trato de llenar la parte de abajo del ojo de polvo suelto y al final lo remuevo y toda el área queda limpia”, añade el experto.

Aplicación correcta

La mascara le brinda mayor profundidad a la mirada. Por eso, debe aplicarla correctamente desde la raíz a la punta en trazos suaves y de ser necesario dos o más veces.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)