7 de mayo de 2015 15:57

Policía Patrimonial decomisó cerca de 1 000 piezas arqueológicas en Riobamba

El Museo Nacional Escobar León de Riobamba fue incautado por el INPC y la policía Patrimonial. Foto: Glenda Giacometti/ EL COMERCIO.

El Museo Nacional Escobar León de Riobamba fue incautado por el INPC y la policía Patrimonial. Foto: Glenda Giacometti/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 1
Cristina Márquez
Redacción Sierra Centro (I)

Cerca de 1 000 objetos de cerámica, piedra y metal, aparentemente de la época prehispánica e incásica fueron incautados por la Policía Patrimonial, la Fiscalía de Chimborazo y el Instituto Nacional de Patrimonio Cultural (INPI).

Los objetos, que se encontraban en el interior del Museo Nacional Escobar León, presuntamente no estarían inventariados en el INPC y según los agentes, no se encontraban almacenados en condiciones adecuadas.

En el operativo hubo una persona fue detenida. “Identificamos a una persona que transportaba objetos patrimoniales en un bus que cubría la ruta Riobamba – Quito. En nuestro país movilizar objetos patrimoniales sin autorización es un delito; además no estaban inventariados”, informó Cristian Trujillo, jefe de la Policía Patrimonial.

El hombre, que fue detenido la mañana de ayer 6 de mayo era parte de la familia propietaria del museo que funciona en Riobamba desde hace cerca de 30 años. En el interior de la casa de la familia había dos salas; en la primera se exponían las piezas arqueológicas: ídolos de cerámica, vasijas, hachas de piedra, un penacho de metales, entre otras.

En otra sala se mostraban piezas de la época colonial, entre las que se destacaba una colección de espadas del ejército de Eloy Alfaro. “Todo lo que se expone aquí es fruto del esfuerzo de toda una vida de mi familia. Los objetos nosotros los adquirimos después de recorrer toda la provincia, incluso vendimos terrenos para comprar algunos”, afirmó uno de los propietarios.

Según él, su cuñado, quien está detenido mientras se investiga la procedencia de las piezas y la legalidad del museo, se movilizaba a Quito con las piezas con la finalidad de restaurarlas y registrarlas en el inventario del Instituto de Patrimonio Cultural en Quito. “Las acusaciones de que nosotros comercializamos estas piezas son falsas. Caso contrario ya no las tendríamos aquí”, dijo.

Todas las piezas incautadas serán transportadas a la matriz del INPC en Quito, allí serán analizadas por peritos policiales y antropólogos. Luego, se decidirá donde serán almacenadas y exhibidas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (2)