27 de junio de 2015 10:47

La Orquesta de Instrumentos Andinos puso a bailar al público del Teatro Sucre

La Orquesta de Instrumentos Andinos dio muestra de su amplio repertorio musical en su concierto Cajita de Música. Foto: Cortesía del Teatro Nacional Sucre

La Orquesta de Instrumentos Andinos dio muestra de su amplio repertorio musical en su concierto Cajita de Música. Foto: Cortesía del Teatro Nacional Sucre

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 11
Gabriel Flores
Redactor (I)

Ayer, 26 de junio del 2015, la Orquesta de Instrumentos Andinos demostró que su repertorio musical está atravesado por un amplio abanico de expresiones sonoras. Cajita de de Música, el concierto que brindó en el Teatro Sucre en compañía de Tadashi Maeda, Paula Herrera, Andrea Cóndor y Patricio Mantilla estuvo matizado por albazos, pasillos, valses, cumbias y mambo.

La primera cantante en fusionar su voz con las quenas, charangos, flautas de pan y guitarras de la orquesta dirigida por el Maestro Wilson Haro fue Andrea Cóndor, quien interpretó Anhelos, un pasillo, de Francisco Paredes y Dolencias, un albazo, de Víctor Valencia.

Por su parte, el Maestro Patricio Mantilla regaló al público su versión de Te quiero, de Alberto Fabero y Ecuador, una composición de su autoría. El primer clímax de la noche estuvo a cargo de la cantante Paula Herrera. Con una voz potente que contagió de primera a los asistentes, Herrera se endosó los aplausos de la gente con sus interpretaciones de Vasija de barro y Atajitos de caña.

Cerca de las 20:30, Tadashi Maeda apareció en el escenario. Ataviado con la misma indumentaria de la Orquesta de Instrumento Andinos, Maeda logró que los acordes y melodías que salían de su violín se acoplaran a la perfección a Romance de mis destino, Cinco de la mañana, Puñales y José Antonio.

Temas populares como Volver a los 17, de Violeta Parra, y Razón de vivir y Sobreviviendo, de Víctor Heredia fueron la antesala para un cierre en que los cuatros solistas compartieron el escenario del Teatro Sucre. A ritmo de Pasito Tun Tun lograron que el público se contorsione en sus asientos.

La yapa musical estuvo a cargo de la Orquesta de Instrumentos Andinos y su interpretación de Yo quiero mambo, En esta interpretación el trío de flautistas de la (OIA) invitó a que los asistentes despidan de pie un concierto en que los ritmos latinoamericanos destaparon su cajita de música.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (1)