1 de July de 2010 00:00

El niño puede ganar hasta 3 kilos de peso si no cuida su dieta

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Sociedad

En el período vacacional los niños pueden subir entre 2 y 3 kilos de peso, si no mantienen una dieta saludable.

La pediatra Patricia Aldián advierte que este rango de aumento de kilos es preocupante porque a edades tempranas pueden aparecer los problemas del sobrepeso, como la diabetes, el colesterol y la hipertensión.

En las vacaciones los infantes de edad escolar, entre los 6 y 12 años, pasan más tiempo en la casa. Por lo que hacen menos actividad física y tienden a consumir alimentos y golosinas permanentemente, explica.

¿Cómo alimentarlos adecuadamente? El primer paso es evitar el azúcar y la comida ‘chatarra’ (hamburguesas, papas fritas, hot dogs, etc.).

Aldián señala que un niño, en función de su edad, necesita diariamente entre 1 800 y 2000 calorías. Una hamburguesa le proporciona hasta 800 calorías.

En la misma línea, la nutrióloga infantil Nora Tello sostiene que el secreto está en mantener los hábitos alimenticios.

La especialista afirma que los infantes deben comer cinco veces al día y en horarios establecidos (ver tabla). Estos se deben respetar tanto en el período escolar como en las vacaciones.

Tello aconseja no restringir o prohibir los alimentos, pero sí cuidar que lo que se consume sea sano. “La nutrición es un componente fundamental en el crecimiento y desarrollo del niño”, dice. En el manual de nutrición infantil, de autoría de los médicos Ernesto Quiñones, Fernando Donoso y Michele Ugazzi, se recomienda consumir alimentos variados todos los días.

Y señala que el cuerpo necesita 40 vitaminas y minerales diferentes para mantenerse sano. No hay ningún alimento que por sí solo pueda aportar todos ellos.

Respecto de las llamadas ‘picaditas’ entre comidas recomienda, asimismo, preferir las frutas, los sánduches, las galletas integrales y los frutos secos.

Aldián indica que en cada comida un niño necesita un 50% de carbohidratos (harinas, cereales, legumbres), un 30% de proteínas (carne y fréjol) y un 20% de minerales (pescado) y vitaminas (frutas).

Una guía para escoger correctamente los alimentos es la pirámide alimenticia (ver cuadro). Esta fue elaborada por los Departamentos de Agricultura, Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos.

La pirámide está dividida en seis secciones que representan los aceites y los cinco grupos de alimentos (granos, vegetales, frutas, lácteos y carnes).

El líquido debe acompañar a la ingesta de comida. Tello indica que se requiere un consumo equivalente al menos a cinco vasos de agua por día.

Las especialistas coinciden en que la actividad física es otro factor que hay que fomentar durante las vacaciones.

Para Aldián, el tiempo apropiado de actividad, juegos, ejercicios, caminatas, etc. es de dos a tres horas diarias. Pero distribuidas en la mañana y en la tarde.

La pediatra aconseja no permitir muchas horas de sueño. La hora indicada para levantarse en la mañana es las 08:00.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)