12 de marzo de 2016 00:00

La MADI 2016 reúne diseño y mobiliario

Este mueble de la expositora Son Ideas refleja uno  de los perfiles de la juventud actual: el entretenimiento. Foto: Paúl Rivas/ EL COMERCIO

Este mueble de la expositora Son Ideas refleja uno de los perfiles de la juventud actual: el entretenimiento. Foto: Paúl Rivas/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Redacción Construir (I)
construir@elcomercio.com

Estudiantes de los últimos niveles de carreras relacionadas con el diseño de productos, participan en la IX edición del Concurso de Diseño, en el marco de la Feria MADI 2016.

Cuatro meses atrás, jóvenes provenientes de universidades de Ibarra, Ambato, Azuay, Guayaquil y Quito asumieron el reto de crear una consola como principal requisito para ser parte del concurso.

La realización de este mueble específico se tomó como eje del concurso debido a su múltiple utilidad en el interiorismo. Sus funciones son varias. Entre ellas están la decorativa, la organizativa y la de almacenamiento.

Óscar Morales Rodríguez, estudiante del sexto nivel de la carrera de Diseño de Producto de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador, diseñó la consola Move & Alive desde la noción de que “donde termina una vida hay un espacio para que inicie otra”

El joven de 23 años pensó en un mueble que, además de los objetos familiares de uso cotidiano, tenga un soporte para plantas. De esta forma, la madera utilizada para este no fue el fin de una planta, ya que al usarlo, da cabida a varias.

La consola Erlen la diseñó Patricio Lozada, de la sede Ibarra de esta misma universidad. Se trata de un diseño de MDF con formas de recipientes de laboratorio. “Así no gane, esta es una oportunidad para ganar experiencia y aprender de los demás”, asegura el joven.

Los comedores modernos como este y los clásicos son opciones de mobiliario en la MADI 2016. Fotos: Paúl Rivas/ EL COMERCIO

Un recibidor inspirado en la cultura Salasaka fue Raíces, desarrollado por Mario Toapanta y Sarahí Caicedo, de la Universidad Técnica de Ambato. La volumetría y los colores evocan un cóndor, animal sagrado de esa cultura.

Toapanta, de 27 años, expresó su intención de concienciar sobre la importancia de esta especie en extinción a través del mobiliario.

Doris Campbell, directora de operaciones de la Madi, indicó que este año se enfatiza en la propuesta académica dentro de la feria, que reúne a los mejores exponentes en acabados para la construcción, el diseño y el interiorismo.

Además, la MADI es un espacio para el fortalecimiento de los productores nacionales, asegura Campbell. “Especialmente de los jóvenes, buscamos innovación”.

Hoy, jurados nacionales e internacionales elegirán el mueble interior con el mejor diseño y darán a conocer los resultados mañana en la tarde, en el Centro de Eventos Bicentenario, donde se realiza la exposición.

Otras instituciones de educación superior como la Universidad de las Américas, el Instituto Metropolitano de Diseño y la Universidad del Azuay también participan con su propuesta creativa.

50 estands (38 empresas y 12 proyectos universitarios) entre mobiliario, decoración, pisos y recubrimientos exponen sus productos desde el pasado jueves 10 de marzo. Se calculan 15 000 visitantes durante los cuatro días de la feria.

Los horarios para el 12 y 13 de marzo son desde las 10:00 hasta las 19:00. El valor de la entrada es de USD 1. Niños y personas de la tercera edad no pagan.

Diseño

La feria es en el Centro de Eventos Bicentenario. Hay
13 proyectos estudiantiles para el concurso de diseño.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)