2 de March de 2015 20:26

La comunidad está más involucrada en la investigación estatal

En Quimiag técnicos del Inamhi explican la influencia de los cambios climáticos en la agricultura. Foto: Cristina márquez / EL COMERCIO.

En Quimiag técnicos del Inamhi explican la influencia de los cambios climáticos en la agricultura. Foto: Cristina márquez / EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Redacción Sociedad (I)  
sociedad@elcomercio.com

En el país existen 11 Institutos Públicos de Investigación (IPI). Sin embargo, la mayoría de personas desconoce cuál es el trabajo de estas instituciones.

Desde este año, los IPI tienen dos objetivos prioritarios: socializar sus investigaciones con la comunidad, a través de ferias científicas, y generar una red de conocimiento con las universidades del país.

Los IPI eran la ‘última rueda del coche’ del Estado. Ese es el criterio que el Secretario de la Senescyt, René Ramírez, tiene sobre estas instituciones. “Ahora tenemos como prioridad poner a la investigación pública en primer plano”.

El Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (Inamhi) es uno de los IPI que ha cambiado su modelo de investigación. El meteorólogo Carlos Jácome, director ejecutivo del Inamhi, señala que antes de iniciar el trabajo conjunto con la Senescyt no existía apoyo a la investigación pública. “Los técnicos hacían investigaciones aisladas”.

La Senescyt ha invertido USD 120 millones para fortalecer el trabajo investigativo de los IPI. En el caso del Inamhi el monto llega a los USD 3 millones entre el 2012 y el 2014, según datos entregados por la institución.

Esto ha permitido que el Inamhi genere proyectos como la instalación de radares en Quito, uno de ellos ya funciona en el sector del Troje, en el sur de la ciudad. Este trabajo permitirá saber con anticipación la concentración de agua que hay en la atmósfera para generar alertas tempranas.

Las investigaciones de los IPI tendrán su espacio de socialización durante todo el 2015. El 10 de marzo, el Instituto Nacional Autónomo de Investigaciones Agropecuarias (Iniap) celebrará la primera feria científica, en ella presentarán los resultados de sus investigaciones.

El objetivo de estas ferias es que la ciudadanía se familiarice también con lo que se ­está haciendo en los Institutos Públicos de Investigación. Que la gente vea que la ciencia ­tiene resultados concretos y que puede ayudar para el bienestar de la población.

Para el teniente coronel ­Carlos Estrella, director de Investigación y Desarrollo del Instituto Geográfico Militar (IGM) la investigación pública en el país es nueva, “Lo que siempre ha hecho el IGM ha estado enfocado en temas desarrollo e innovación pero la investigación es reciente. Por eso ahora en el IGM contamos con un equipo interdisciplinario destinado a la investigación”.

Carlos Soria, presidente ejecutivo de la Academia de Ciencias del Ecuador, cree que este trabajo interdisciplinario permitirá que se resuelvan con agilidad fenómenos naturales que tardaban años en entenderse.

Los grupos interdisciplinarios de los IPI están conformados por científicos que antes, según Ramírez, no ganaban más de USD 1 600. Ese valor es el sueldo mínimo de un investigador y pueden llegar a ganar entre USD 5 000 y 5 500.

Este incremento salarial de los investigadores se regulará a partir del proceso de recategorización de los institutos a escala nacional.

Estrella señala que antes los investigadores eran los encargados de hacer los oficios, el proyecto y la parte financiera. “Ahora los investigadores del IGM se dedican exclusivamente a investigar”.

La arquitecta Olga Woolfson es la encargada del área de investigación del Instituto Nacional de Patrimonio Cultural (INPC), ella señala que esta entidad tiene entre sus competencias la investigación pero que la mayoría de personas trabaja en el tema de regulación y control del patrimonio cultural. Un 80% del personal siempre ha trabajado en estas áreas.

Los proyectos que está impulsando el INPC están enfocados en la investigación de lo producido en el pasado en el campo cultural y en la conservación de esa producción.

Al ser un instituto público, el INPC, como el resto de las entidades de investigación, trabaja con líneas de investigación coordinadas con la Senescyt.

Estas apuntan a aumentar la productividad, lograr la soberanía energética, alimentaria y de seguridad, y también para fortalecer las capacidades territoriales y humanas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)