3 de abril de 2015 10:57

Un iglú de madera y hormigón para practicar los deportes urbanos

Alrededor del domo central se distribuyen los equipamientos y los trazados de la pista exterior, de 4 500 m², habilitada para practicar deportes como el patinaje y ‘skateboard’. Foto: www.diariodesign.com

Alrededor del domo central se distribuyen los equipamientos y los trazados de la pista exterior, de 4 500 m², habilitada para practicar deportes como el patinaje y ‘skateboard’. Foto: www.diariodesign.com

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 5
Redacción Construir

La recreación activa y la práctica deportiva son más que simples juegos. Y requieren de escenarios especializados que permitan desarrollar las diferentes destrezas en un marco de seguridad, confort y relax.

Esos fueron los condicionantes arquitectónicos en los que se basaron los talleres daneses Cebra yGlifberg + Lykke para diseñar el ‘StreetDome’, un complejo multideportivo y cultural emplazado en el sureño puerto danés de Haderslev, justo al frente del malecón.

Como afirma http://www.diariodesign.com, el StreetDome es un gigante y singular complejo dedicado al ocio y los deportes más urbanos. Incluye una pista exterior de patinaje y ‘skateboard’ de 4 500 m², instalaciones para practicar baloncesto y ‘parkour’… así como zonas destinadas a la escalada o al piragüismo.

Sin objeción, explica el portal www.divisare.com, se trata de una nueva visión del polideportivo, tanto en su concepción interior como en sus zonas exteriores como el entorno.

StreetDome es un parque abierto y lugar de encuentro social para diferentes edades, niveles de habilidad y culturas.

El proyecto comenzó hace casi diez años como una iniciativa de los activistas locales y del presidente de la Asociación de Skate City, Morten Hansen, cuya visión era crear un nuevo centro cultural que incorpore una amplia zona para la actividad y la recreación.

La zona de patinaje se debe a Glifberg + Lykkes, quienes diseñaron cada elemento y obstáculo para que se puedan adaptar a nuevos flujos, ritmos y combinaciones; y puedan ser explorados y redescubiertos innumerables veces. Cebra es el autor de la cúpula, cuyo diseño se inspira en un iglú.

Para reducir los gastos de mantenimiento, el espacio interior se climatiza e ilumina fundamentadamente con la luz del sol, minimizándose la volumetría del edificio por su forma de casquete semiesférico.

La gran bóveda cubre una luz de 40 metros y permite la existencia de un gran espacio abierto, libre de soportes, que puede ser equipado para todo tipo de deportes y actividades, como el skate, la escalada, el basquetbol callejero...

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)