13 de June de 2015 20:40

La evolución de la música llega de la mano de Apple

Eddy Cue, vicepresidente de Servicios de Software de Internet, presenta detalles del servicio Apple Musica en la conferencia WWDC. Foto: AFP

Eddy Cue, vicepresidente de Servicios de Software de Internet, presentaba detalles del servicio Apple Music en la conferencia WWDC 2015 el pasado lunes 8 de junio. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 11
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 4
Contento 11
Estéfano Dávila
davilae@elcomercio.com

En junio de 1999, la historia de la música cambió para siempre. Fue en ese año que nació Napster, un programa creado por Sean Parker que permitía el intercambio de archivos en formato MP3 entre pares, con el modelo ‘peer 2 peer’.

La idea era bastante simple: si un usuario compraba un disco compacto con su música favorita y creaba un archivo digital como respaldo, Napster permitía que otros usuarios creen un duplicado de esos archivos en sus computadores.

Este concepto tuvo una enorme acogida entre los consumidores de música, pero no entre quienes se encargaban de producirla y venderla para, básicamente, vivir de eso.

Fue así que tras varias demandas y quejas de las casas disqueras, y el grupo musical Metallica a la cabeza de quienes se veían afectados ­porque las ventas comenzaron a bajar, que Napster fue declarado ilegal en julio del 2001.

Pero ya era demasiado tarde: los consumidores de música de todo el mundo se habían acostumbrado al formato digital, y aunque se cerró Napster, ya se habían creado decenas de programas similares: Kazaa, LimeWire, Gnutella, entre otros.

Fue esta coyuntura la que aprovechó Apple para cambiar el modelo de ventas de la música; mediante la creación del iPod y la tienda musical iTunes, dio la posibilidad a los usuarios de comprar cada canción por USD 0,99.

Sobre esta base, Apple Computer diversificó su producción y dejó de ser exclusivamente una compañía de venta de computadores y pasó a crear una variedad de dispositivos electrónicos: reproductores digitales, teléfonos y tabletas, todos muy vinculados con la música.

Para el 2007, este movimiento fue evidente, y la compañía cambió su nombre de Apple Computer a Apple Inc. De hecho, un reporte del portal web de tecnología ZDNet indica que 84% de los ingresos de los últimos años de Apple provienen de las ventas de sus iPhone, iPad, iPod y productos y servicios que se ofrecen por la App Store (aplicaciones) y iTunes (música).

No obstante, otro reporte publicado por The Wall Street Journal indica que las ventas por concepto de música en la tienda de iTunes han bajado entre 11% y 14%, y la razón de esta baja tiene nombre: Spotify y Pandora Media.

Estas dos empresas ofrecen también música, pero bajo un nuevo modelo que permite a los usuarios disfrutar de la música que deseen desde la Nube, por un pago mensual de USD 9,99.

 Ante esta alternativa, la compañía de la manzana ha decidido cambiar su enfoque hacia la Nube, y ofrecerá su propio servicio de ‘streaming’, Apple Music, desde el 30 de junio.

Además de la posibilidad de acceder a la biblioteca musical de iTunes, la compañía ha establecido dos valores agregados:
Beats 1, una radio en línea disponible las 24 horas, y Connect, una especie de red social para los artistas, donde podrán poner fotos, videos y más de lo último que han producido.

El costo de este servicio será de USD 9,99 al mes por una cuenta individual, y el plan familiar (hasta seis cuentas) costará USD 14,99.


Repaso de la tendencia de reproducción musical de Apple en los últimos 15 años


iPod
En el 2001 el mundo vio por primera vez el reproductor musical de Apple, mismo que ofrecía la posibilidad de almacenar hasta 1 000 canciones en el bolsillo, algo impensable hace 14 años. Su capacidad de almacenamiento era de 5 o 10 Gb, y su batería duraba hasta 10 horas.

En el 2002, la segunda generación del iPod era compatible con Windows, el sistema operativo de Microsoft.

En el 2005, al dispositivo se le añadió una pantalla de color y
la posibilidad de visualizar fotos e incluso videos.

En el 2007 apareció la última versión de este reproductor:
el iPod Classic. Su disco duro era de hasta 160 Gb y su batería podía durar hasta 40 horas.

iPod Mini
En el 2004 se redujo el tamaño del reproductor musical y también la capacidad de almacenamiento a 4 Gb. En este disco era posible almacenar hasta 1 000 canciones. La batería permitía escuchar canciones sin interrupción durante 8 horas.

En el 2005 salió al mercado la segunda generación del iPod Mini. Esta versión venía con dos diferentes tamaños de disco duro: 4 Gb o 6 Gb, es decir, un almacenamiento para llevar 1 000 o 1 500 canciones. La duración de su batería era de 18 horas.

En adelante este modelo fue reemplazado por uno incluso más prqueño: el iPod Nano.

iTunes
En 2001 nació la tienda en línea que permitía comprar canciones para el iPod.

En 2003 el programa fue compatible con Windows, acercando la tienda
a un mercado mayoritario.

En 2015 se anuncia el nacimiento del servicio de ‘streaming’ Apple Music.

iPod Nano
En el 2005 este reproductor fue el más exitoso del mercado. Mantuvo su capacidad de almacenamiento en 4 Gb y su batería en 14 horas, pero redujo considerablemente su tamaño.

En el 2007 se redujo aún más
su tamaño y permitió la reproducción de video.

En el 2009, el Nano fue el ­primer iPod en tener una
cámara de video y también ­podía sin­tonizar radio en FM.

En el 2012 se incorporó una pantalla táctil en todo el panel frontal, dejando espacio solo en la parte inferior para un ‘botón de inicio’.

iPod Shuffle
En el 2005 Apple tomó una decisión arriesgada: decidió eliminar la pantalla de su reproductor para hacerlo tan pequeño como fuera posible. La forma de selección de las canciones era aleatoria, dejando la decisión de qué canción podría reproducirse luego en manos de un algoritmo.

En el 2010 salió la última versión de este reproductor. Su capacidad de almacenamiento era de 2 Gb y su batería tenía una autonomía de 15 horas. Estaba disponible en cinco diferentes colores, pero la decisión de reproducción seguía siendo del aparato.

iPod Touch
En el 2007 nació la primera generación táctil del reproductor de música digital. Era el primer iPod con posibilidad de conectarse a Internet por medio de una red ‘wifi’, y permitió el acceso directo a la tienda de iTunes, que hasta entonces debía hacerse por medio de un computador.

En el 2012 salió la última versión conocida de este iPod. Incluía una cámara de fotos de 5 megapíxeles. Su capacidad de almacenamiento era de hasta 64 Gb y su batería podía aguantar hasta 40 horas de reproducción de música.

iPhone
En el 2007, Apple creó el dispositivo de entretenimiento de bolsillo por excelencia: además de reproducir música y video, podía conectarse a Internet y permitía hacer llamadas telefónicas. Para tomar fotos, contaba con una cámara de 2 megapíxeles. Tenía hasta 16 Gb de almacenamiento, y una memoria RAM de 128 Mb.

En el 2014 nació el iPhone más grande y más delgado hasta ahora. Tanto el iPhone 6 y como el 6 Plus trajeron mejoras en cuanto a batería, cámara y almacenamiento, así como en la resistencia de sus materiales.

iPad
En el 2010 nació la primera generación de tabletas de Apple. Su tamaño era ideal para la visualización de videos y lectura de libros digitales.

En el 2012, además de la tercera generación del iPad, se introdujo al mercado el iPad Mini, con menores dimensiones pero las mismas funcionalidades.

En el 2014, el iPad Air 2 redujo el grosor e incrementó sus capacidades de procesamiento. Este año también nació la 3ª generación del iPad Mini. Ambas tabletas tienen incorporado alrededor del botón de inicio un sensor de huellas digitales.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (2)