18 de julio de 2016 13:12

Flores y mariposas ya no aparecen a la vez por el cambio climático

Imagen referencial. Un estudio determino que el calentamiento global afecta las interacciones entre las flores y las mariposas. Foto: Wikicommons.

Imagen referencial. Un estudio determino que el calentamiento global afecta las interacciones entre las flores y las mariposas. Foto: Wikicommons.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 4
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 1
Agencia EFE

Las flores y las mariposas ya no aparecen a la vez debido al cambio climático, que está causando un calentamiento global y empeorando la sequía del Mediterráneo, lo que afecta la interacción flor-mariposa, según un estudio del Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales (CREAF-UAB).

El estudio del centro catalán (noreste de España) ha determinado que las altas temperaturas y la baja pluviosidad provocan una descoordinación entre la época de floración y la época de vuelo de las mariposas.

Según explicó el investigador del CREAF, Constantí Stefanescu, los momentos de máxima floración y de abundancia de las mariposas se separan una media de 70 días y aumentan en los años de sequía pronunciada.

Esta pérdida de sincronía afecta negativamente tanto a las mariposas, que tienen más dificultades para encontrar alimento, como a las plantas, que pierden polinizadores potenciales.

El estudio, en el que también ha participado la Universidad de las Islas Baleares (archipiélago español en el Mediterráneo), analizó durante 17 años cómo interactúan las flores y las mariposas.

Los datos obtenidos en el Parque Natural de los Aiguamolls del Empord (Gerona, noreste) indican que en los últimos años hay una menor coincidencia entre el momento en que las plantas alcanzan el máximo de la floración y el momento en que más abundan las mariposas.

Los investigadores concluyeron que el causante de este fenómeno es el cambio climático, que provoca que haya desajustes entre las 12 especies de mariposas estudiadas y las flores de las que se alimentan.

El estudio encontró que, en casos extremos, la separación entre los lepidópteros y las flores puede llegar a ser de 160 días "y, si esto continúa, podría conllevar grandes descensos en las poblaciones de las mariposas".

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)