3 de March de 2015 21:10

Jonás Gonseth: 'Había medicamentos caducados desde 2011'

Jonás Gonseth dirige actualmente la intervención del Hospital Teodoro Maldonado Carbo. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO.

Jonás Gonseth dirige actualmente la intervención del Hospital Teodoro Maldonado Carbo. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 13
Triste 1
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 8
Elena Paucar
Redactora (I)

Entrevista a Jonás Gonseth, especialista en medicina preventiva y salud pública. Actualmente, dirige la intervención del Hospital Teodoro Maldonado Carbo del IESS, declarado en emergencia desde el 21 de enero por irregularidades.

Usted advirtió que en el Hospital Teodoro Maldonado se perdieron casi USD 7 millones en fármacos, ¿qué porcentaje representa del total de presupuesto del año pasado para medicinas?

Los USD 7 millones en medicamentos y dispositivos médicos se perdieron por caducidad (esto de un total de casi USD 78 millones destinados en 2014 por el Teodoro Maldonado para fármacos e insumos, según el equipo de intervención). Hay lotes con fecha de caducidad reciente pero también hay del 2011. Hubo una situación no adecuadamente controlada en la gestión de bodegas. 

¿Cuáles son las causas?

El apilamiento de hasta ocho cajas no era el conveniente porque, por ejemplo, en el caso de soluciones en bolsas, podría haber filtraciones que afecten al producto. Hay otros que son sensibles a la temperatura que estaban expuestos. Identificamos unos USD 500 000 en medicamentos no caducados, pero que por las condiciones de almacenaje requerirán valoración de seguridad y eficacia.

¿No se usaban por fallas en el sistema?

Sí. Por fallas que pueden ser negligentes o interesadas. Hay que determinar responsabilidades. Estamos concentrados en corregir esta situación.

¿Con qué investigaciones han aportado para dar pistas sobre la fuga de fármacos? Hay seis detenidos.

Nuestro centro de atención es rescatar rápidamente, y así lo estamos haciendo, el funcionamiento normal del hospital. Pero también hemos encontrado información que ponemos a disposición de las autoridades competentes para investigar.

¿Información de qué tipo?

Procesos de compra de medicamentos con llamativos precios sobre mercado…

Es decir, sobreprecio...

Hay ese tipo de casos, e inmediatamente se han parado. No estoy afirmando en este sentido culpabilidades, ese no es mi rol, pero sí detener aquello que resulte irregular.

Usted dijo que había fármacos que dentro de tres o cuatro meses caducarían, ¿cuál es el valor de ese lote?

Hay alrededor de USD 1 millón en medicamentos próximos a caducar, que los vamos a distribuir en el hospital, en otros centros del IESS y en otras unidades del Ministerio de Salud Pública. En su mayoría son antirretrovirales. 

¿Qué cambios han hecho en el área de Emergencia y con qué inversión?

Con pequeños adecentamientos y construcciones, como es un área de atención rápida, la imagen y el funcionamiento de emergencia ha cambiado. Pintar paredes y poner cortinas no es algo complejo, es adecentamiento básico que ha estabilizado su funcionamiento normal en 10 días. Y la inversión no ha superado los USD 8 000, en una primera fase. Invertiremos más.

El presidente Correa dijo que en Emergencia no se usaban 40 camas y que por eso se derivaba a los afiliados, ¿qué han averiguado?

Parece muy probable que existiese el interés de que el hospital no funcione bien…

¿Una excusa para derivar?

Lógicamente. Hay muchos médicos especialistas que mantienen, y es lícito y legítimo, actividades en el sector público y privado, pero debe ser transparente.

Otro componente de investigación, que no me corresponde a mí pero que hemos detectado, son los casos de médicos que facturan en el sector privado cifras millonarias… Si en un año se multiplica por 10 los ingresos normales de un especialista debe inves­tigarse. La Fiscalía lo hace.

¿Cómo evalúan el rol del hospital móvil de FF.AA.?

Han ayudado a la atención de entre 15 a 20 pacientes por día, que están en observación hasta por ocho horas. Es un volumen de pacientes que descarga la hospitalización. Es muy probablemente que solo funcione por dos o tres semanas más.

¿Iniciaron los tra­bajos hidrosanitarios y eléctricos?
Desde hace una semana. Dos contratistas están interviniendo con USD 5,8 millones en ambos proyectos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (0)