28 de January de 2014 00:04

Los solteros ahora se 'botan' por YouTube

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1

Si el 'Chavo del 8' esparció muletillas como "¡No me simpatizas!" o "¡Fíjate, fíjate, fíjate!" por toda Latinoamérica, 'Solteros sin compromiso' irradió a lo largo de la geografía nacional el "¡Bóoootate!".

La propagación fue tal durante la primera década del siglo XXI, que era ineludible ir a una fiesta y no soltarle la frase al compañero que no podía sacar a bailar a la chica que le gustaba. O, por qué no, al 'maleta' que se tragaba los goles durante las faenas de fútbol entre amigos. El "¡Bóoootate, hermano!", iba, la mayoría de veces, acompañado de una poco afectuosa palmadota en la espalda.

"Fue una serie ecuatoriana hecha para ecuatorianos", dice el actor Andrés Pelaccini, y no necesariamente lo menciona con agrado. "Solteros...', viéndolo hoy en día, me parece que no era exportable. Que nos guste a nosotros no quiere decir que sea de exportación. A nosotros nos gusta el arroz con menestra y por eso decimos que es lo más rico del mundo. Esto es igual. Cuando veo las temporadas pasadas, noto ciertas actuaciones muy forzadas que no me gustan".

Pero al público le encantó esa sobreactuación, esa rimbombancia actoral en situaciones costumbristas. Edison Rivas recuerda que en la época en que se transmitieron las siete temporadas de la serie (entre el 2001 y el 2007), antes de su impensada interrupción, él era un treintañero que trabajaba como cajero en un bingo. Para evadir la perversidad de su horario laboral (hasta las 02:00), dejaba encendido el televisor con una inexcusable disposición: la de grabar en VHS el capítulo de turno. La serie se transmitía a las 22:00, mientras él trabajaba. Apenas regresaba a su casa, engullía con sus ojos todo ese encapsulado de ecuatorianidad que se exhibía en la pantalla.

'Solteros sin compromiso' ejecutó caricaturas de la cotidianidad nacional. Xavier Pimentel, director de esta serie, dice que encajó perfecto en aquellos que querían encontrar criticismo de una manera diferente. No con la formalidad de los noticieros televisivos o con la de los programas de opinión. Con frescura y jovialidad, esta producción reprochó la idiosincrasia nacional. En el reflejo exacerbado de la realidad, el público encontró motivos para reírse.

La serie, además, insertó un lenguaje más coherente con la informalidad de los diálogos. De repente asomaron malas palabras, criollismos burlones, muletillas locales, que tomaban distancia de series extranjeras.

Cada detalle fue cuidado con el fin de conseguir cercanía y empatía con el público al que apuntó la serie: los jóvenes. La canción Las estrellas, de Caramelos de Cianuro, fue escogida como el 'soundtrack' y no tardó en tornarse en el nuevo himno juvenil, en uno no-oficial pero más próximo al sentir de los veinteañeros o treinteañeros.

En palabras de Pimentel, si la serie vuelve es por pedido del público: porque toda una generación creció viéndola y reproduciendo frases parlantes como "¡Basura, basura… eso es lo que tú eres!".

Así que -pese a la necesidad que ve Pelaccini en que la comedia nacional se renueve y evite el costumbrismo exacerbado- esta octava temporada no tiene la intención de proponer algo distinto. Continúan ejecutando una oda extraña a la soltería, cuyos únicos beneficiarios son el público: espectadores víctimas de la carcajada.

LOS PERSONAJES

Fernando / Andrés Pelaccini: Mujeriego y vago, carga el protagonismo de la serie.

Director / Xavier Pimentel: También es guionista. Ha tenido diversos ­espacios en TV.

Sebastián / Alberto Cajamarca: Su personaje es el homosexual de la serie y maneja un gabinete.

Juan Carlos / Diego Spotorno: Interpreta a un soltero despreocupado, es amigo de Fernando.

María José / Érika Vélez: Es 'la ñaña rica', mujer ingenua y hermana de Juan Carlos.

Manolo / Ricardo González: El 'primo del Tin' aguanta las humillaciones de sus amigos.

Katiuska / Tábata Gálvez: La vecina de los solteros. Se la conoce como 'La mujer vaca'.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)