4 de June de 2010 00:00

Un gigoló experto en citas horribles

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Cine

Los amantes de las comedias de adultos tienen desde hoy a su disposición ‘La novia de mi mejor amigo’, una cinta que juega con el sugestivo personaje del gigoló, pero a la inversa.

Se supone que el gigoló (un varón que vende su compañía por dinero o regalos) debe ser caballeroso y buen amante. Pero Tank es un especialista en ofender a las mujeres. Es un antigigoló, y por eso lo contratan los ex novios, quienes pagan a Tank para que salga con sus antiguas novias y les haga pasar un pésimo rato.

Esto tiene un fin algo retorcido: que las chicas sufran con el bestia de Tank, comparen y regresen felices y arrepentidas con sus antiguos novios.

Este ‘trabajo’ va bien, hasta que el gigoló deja su ‘profesionalidad’ a un lado cuando le toca despechar a la novia de su mejor amigo. En lugar de maltratarla, buscará conquistarla.

El director Howard Deutch, con amplia experiencia en filmes de temas románticos (estuvo a cargo de la simbólica ‘La chica de rosa’), en esta ocasión permite que el nivel de obscenidad sea más alto del habitual, lo cual puede lastimar a los más sensibles de la sala. Alec Baldwin se pasa de la raya en su papel de viejo verde.

Deutch compensa esta vacilación con un montaje ágil, que da prioridad a la fluidez y a la diversión, y con una interesante exploración de las relaciones actuales en Estados Unidos, donde la pareja ya no es tan sólida como antes.

Los actores principales, Dane Cook y Kate Hudson, logran tener la química necesaria para que sus enredos sean entretenidos hasta el final.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)