18 de September de 2012 00:02

Luis Portilla explora el arte precolombino

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Aristóteles lo llamaba ‘mímesis’: la capacidad del creador de presentar artísticamente una imitación de la realidad que lo rodea.

Eso es lo que hacían ciertas culturas precolombinas que habitaron América mucho antes del siglo XV, cuando llegaron los españoles: pintaron, de la manera más fiel posible, sus ritos funerarios, espirituales y hasta domésticos.

El artista cuencano Luis Portilla es el autor de esta muestra denominada ‘Sinfonía ancestral’. Con esta exposición de 29 cuadros Portilla resume 25 años investigando sobre el arte hecho por culturas de la América prehispánica.

En uno de los cuadros se recrean los ritos funerarios de culturas como la Manteña (600 d.C.- 1534 d.C.) y Chorrera (1500 a.C. - 500 a C), que se asentaron en las actuales provincias del Guayas, Los Ríos, Esmeraldas y Manabí.

Aparecen, como era típico en estas ceremonias funerarias, hombres enterrados en vasijas. Sus familiares, en un último gesto de amor, les colocaban los alimentos que en vida más les gustaban y los vestían con sus prendas preferidas.

Portilla también dibuja conocidas fiestas como el Inti Raymi (Fiesta del Sol), popular en la cultura Cañari (500 a. C.-500 d.C.), que habitó en lo que hoy conocemos como las provincias de Azuay y Cañar. Aparecen agricultores indígenas ofreciendo al dios Sol platos típicos como el cuy con papas, el maíz y la chicha.

Estos alimentos, según el ritual ancestral, eran dados en señal de agradecimiento en el tiempo de cosechas, en junio. Aún hoy, en los alrededores del Castillo de Ingapirca, en la provincia del Cañar, se sigue festejando con mucha algarabía esta fiesta de carácter ancestral.

Aparece en otro de los cuadros el dios de la cultura Valdivia (3500 a.C. -1800 a. C.), que se asentó en la actual Santa Elena. El arte también ha hecho tangibles sus divinidades.

Este ser superior, que es dibujado por Portilla con ojos rasgados, parece confirmar la teoría del Poblamiento Tardío: aquella que dice que los primeros hombres que habitaron América lo hicieron viniendo desde Asia, cruzando por Alaska a través del Estrecho de Beringia. Estará abierta en el Teatro Centro de Arte de Guayaquil hasta el 19 de septiembre.

Sobre Luis Portilla

El artista de origen   cuencano, radicado en Guayaquil,   lleva 25 años investigando sobre el arteprecolombino. Su última  muestra  con  esta temática  es ‘Sinfonía ancestral’.

Portilla  posee dos   obras    sobre el arte precolombino: ‘Portilla’  (1994) y   ‘Sinfonía ancestral’ (2011).

En el país, Portilla  ha participado en 58 exposiciones. También ha presentado su trabajo en Madrid, Nueva York y Caracas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)