16 de November de 2011 00:04

Goya, Alighieri y más, según Dalí

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Hasta el 1 de enero de 2012, el ingenio creativo del catalán Salvador Dalí (1904-1989) será expuesto en la primera muestra en el país dedicada exclusivamente a su obra: ‘Tradición y Vanguardia. Dalí, obra gráfica’, que agrupa 135 grabados y xilografías distribuidas en dos series montadas en cuatro salas del Centro Cultural Metropolitano.

La primera serie, ‘Goya – Dalí: Del Capricho al Disparate’, corresponde a una lectura que el artista catalán hace de la serie de grabados ‘Los Caprichos’ de Francisco de Goya.

A través de 81 grabados, cuyos originales goyescos son en blanco y negro, se puede apreciar a un Dalí distinto al que pintó‘El Cristo de San Juan de la Cruz’ (surrealista). En un recorrido por la muestra con el artista Enriquestuardo Álvarez, el ecuatoriano comenta que la primera impresión que causa la serie goyesca es la de “un genio del arte en dos facetas: la de grabador y la surrealista”.

“El grabado es considerado por muchos como un arte menor. Con el Goya de Dalí vemos lo opuesto. Aquí podemos ver cómo la obra es llevada a un nivel artístico en el que importan tanto el concepto como la técnica. Un diálogo que de menor solo puede tener el tamaño de la pieza”, señala Álvarez mientras observa las piezas ‘El sueño de la razón produce monstruos’.

Y aunque parezca un error gramatical, lo cierto es que el término ‘piezas’ es correcto en cuanto el éxito museográfico de la curaduría de la muestra: la serie de Dalí-Goya tiene reproducciones fotográficas de las obras de Goya junto a las piezas de Dalí. Esto permite -según Álvarez- poder mirar las intervenciones de Dalí sobre la obra de Goya.

Intervención respetuosa en un primer momento (tan solo añade color a Goya) pero que luego comienza a ser más agresiva, sin ser lesivo, añadiendo imágenes de fondo para dar más carácter al concepto irónico y burlesco que Dalí quiere representar.

Tras recorrer las salas I y II, en la sala III del lugar se brinda un espacio lúdico al visitante, como un paréntesis entre Goya y lo que se expone sobre Dante Alighieri en la sala IV. En este espacio, grandes bloques blancos contienen información sobre el surrealismo, Goya, Alighieri y otros aspectos para entender la obra de Dalí.

En relación al escritor italiano, se exponen 54 xilografías de Dalí cuyo tema central es el poema épico ‘La Divina Comedia’.

A petición del gobierno romano, Dalí ilustró‘La Divina Comedia’ con 100 acuarelas que posteriormente fueron xilografiadas, conformando varias series en diferentes ediciones. Durante la inauguración de la muestra, Alicia Loaiza, directora del Centro Cultural Metropolitano, explicó que una de estas series fue adquirida por una familia ecuatoriana y que los dueños han prestado las obras para su exposición.

Entre seres mitológicos, centauros, ángeles y personajes con rostros que reflejan miedo y desconsuelo, en esta serie se puede admirar con mayor detalle la obra del artista catalán. Uno de los cuadros en exposición que más nos acercan a la pintura de Dalí es el ‘Canto XIV Los blasfemos’ en el que la sensación de profundidad nos recuerdan las series de relojes blandos trabajados por el artista.

“Entrar al infierno, ver monstruos y gozar de la gloria del paraíso; esta parte de la muestra expone elementos oníricos que forman parte del surrealismo de Dalí”, apunta Álvarez.

Es así que la unidad entre la imagen y el concepto manejada en la museografía de ‘Tradición y Vanguardia...’ da la oportunidad al visitante de ingresar al mundo raro, y fascinante, de Dalí.

El artista y la muestra

Salvador Dalí (Figueres, Gerona, 1904 - Púbol, 1989) nació en el seno de una familia burguesa que lo motivó siempre a crecer más, como lo plasmó en uno de sus escritos: "A los tres años quería ser cocinero. A los cinco quería ser Napoleón. Mi ambición no ha hecho más que crecer y ahora es la de llegar a ser Salvador Dalí y nada más. Por otra parte, esto es muy difícil, ya que, a medida que me acerco a Salvador Dalí, él se aleja de mí".

La muestra estará abierta al público hasta el 1 de enero de 2012 en las salas I, II, III y IV del Centro Cultural Metropolitano.
135 obras están en exhibición.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)