480 años de historia de un territorio en la mitad del mundo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0
Diego Ortiz. Redactor ortizd@elcomercio.com

Entender al actual Ecuador sin su mestizaje es una hazaña de grandes. Porque si bien aquí existen rastros de poblaciones desde 7 000 a.C. (como lo demostró Edward P. Lanning con la cultura Las Vegas), no fue sino en 1534 cuando la identidad ecuatoriana comenzó a tomar la forma que hoy se conoce.

Para aquel entonces, Pedro de Alvarado y Diego de Almagro iniciaron sus incursiones en este territorio. En su búsqueda de un poblado llamado Quito y lleno de tesoros, el primero terminaría perdido entre las regiones Costa y Sierra. El otro, con éxito, logró fundar el 15 de agosto la ciudad de Santiago de Quito, cerca de las orillas de la laguna de Colta.

Desde entonces, cronistas e historiadores fueron los encargados de registrar la construcción de la villa, luego convertida en Real Audiencia, y que terminó en configurarse como una nación. De ellos, 8 destacan por su aporte en esta causa.

  • Fray Gaspar de Carvajal


1500-1584. Miembro de la orden de los dominicos, llegó al Perú en 1535. Llegó a Quito junto a Gonzalo Pizarro y ocupó el cargo de Vicario General. En marzo de 1541 se integró a la expedición organizada por Pizarro y Francisco de Orellana en búsqueda de El Dorado. El 12 de febrero de 1542, liderado por Orellana, fue testigo del descubrimiento del Río Amazonas. Su relato está contenido en la 'Relación del nuevo descubrimiento del famoso río Grande que descubrió por muy gran ventura el capitán Francisco de Orellana'. Con este texto se le otorgó a Quito el título de haber sido el poblado promotor del descubrimiento de uno de los más importantes afluentes de América del Sur.

  • Padre Juan de Velasco


1727-1792. Riobambeño de nacimiento, llegó a Quito en 1743 para ingresar como interno al Colegio Seminario San Luis. En junio de 1744 entró al noviciado jesuita. Tres años más tarde realizó sus estudios de Filosofía y Teología en la Pontificia Universidad San Gregorio Magno. Con la expulsión de los jesuitas de la Presidencia de Quito en 1767, fue domiciliado en Faenza, Italia. En el destierro escribió la 'Historia del Reino de Quito y Crónica de la Compañía de Jesús del Mismo Reino'. Otras de sus obras son la 'Carta Geográfica del Reino de Quito'; el 'Vocabulario de la lengua peruana-quitense, llamada lengua del inga', y otros textos en los que recoge leyendas sobre pueblos andinos.

  • Pedro Fermín Cevallos


1812-1893. Historiador ambateño, desde joven mantuvo una estrecha relación con la vida política ecuatoriana. En 1847 formó parte del Congreso Nacional como diputado por la provincia de Tungurahua. Luego fue Secretario General del gobierno provisional del Gral. José María Urbina. Tras el asesinato de García Moreno, desempeñó el cargo de Consejero de Estado durante el gobierno de Antonio Borrero y Cortázar. Su bibliografía incluye la 'Historia del Ecuador', 'Galería Biográfica de Ecuatorianos Ilustres', 'Compendio Histórico del Ecuador', 'Breve Catálogo de Errores en Orden a la Lengua y al Lenguaje Ecuatoriano', entre otras publicaciones especializadas.

  • Federico González S.


1844-1917. Arzobispo de Quito desde 1906, fue uno de los impulsores de los estudios históricos en el Ecuador. En 1909 creó la Sociedad Ecuatoriana de Estudios Históricos Americanos, actualmente la Academia Nacional de Historia. Fue un duro crítico de la 'Historia del Reino de Quito', de Juan de Velasco. Su celo por la Historia lo llevó a escribir la 'Historia General de la República del Ecuador' (1895-1903) y el 'Atlas arqueológico' (1832). A la par de su trabajo sobre el pasado ecuatoriano, su labor fue insaciable en el ámbito religioso. En ese sentido, realizó la 'Historia eclesiástica del Ecuador, desde los tiempos de la Conquista hasta nuestros días' y otros tratados pastorales nacionales.

  • Roberto Andrade


1850-1938. Desde que inició sus estudios de Derecho en la Facultad de Jurisprudencia de la Universidad Central, él se enlistó en las filas opositoras al régimen de Gabriel García Moreno. Tras la muerte del Presidente, tuvo que huir constantemente del país debido a sus filiación al movimiento revolucionario. Inclusive, en 1894, fue encarcelado en el Panóptico de Quito por once meses. Durante sus años escapando de la ley, Andrade logró consolidar una obra que incluye: 'Lecciones de Historia del Ecuador', 'Lecciones de Geografía del Ecuador', 'Estudios Históricos', además de haber realizado estudios biográficos de personajes de la época como García Moreno o Eloy Alfaro.

  • Jacinto Jijón y Caamaño


1890-1950. Historiador y arqueólogo, fue uno de los creadores de la Academia Nacional de Historia. Su pasión por el pasado ecuatoriano lo llevó a realizar varias expediciones arqueológicas en la zona de Urcuquí. Sus estudios decantaron en publicaciones como 'El Tesoro de Itschimbía', 'Contribución al Conocimiento de los Aborígenes de la Provincia de Imbabura en la República del Ecuador', 'Examen Crítico a la Veracidad de la Historia del Reino de Quito, del padre Juan de Velasco, de la Compañía de Jesús', 'Contribución al Conocimiento de las Lenguas Indígenas que se Hablaron en el Ecuador Interandino y Occidental con Anterioridad a la Conquista Española'.

  • Efrén Avilés Pino


1947-2009. Historiador guayaquileño con gran interés en las investigaciones geográficas y biográficas. Fue miembro de la Academia Nacional de Historia, institución a la que reprochó su participación en los actos en torno al bicentenario de independencia de la nación. Sus publicaciones más destacadas son el 'Diccionario del Ecuador Histórico, Geográfico y Biográfico', 'Atlas Ecuador Panorámico', '500 años de historia', 'Calendario Histórico del Ecuador', 'Historia del Ecuador', entre otros. Asimismo, su trabajo digital 'Enciclopedia del Ecuador' (www.enciclopediadelecuador.com) es uno de los sitios de referencia histórica más consultados en el país.

  • Enrique Ayala Mora


1950. Ensayista e historiador ibarreño. Durante los setenta fue una de las figuras de los movimientos sociales y universitarios ecuatorianos. Sus investigaciones en el campo de la historia nacional ha dado frutos como el 'Manual de Historia del Ecuador', 'Historia de la Revolución Liberal Ecuatoriana', 'Resumen de Historia del Ecuador', 'Ecuador del siglo XIX', entre otros. Además, ha elaborado textos sobre personajes clave del país como Eloy Alfaro, Pedro Moncayo, etc. Desde la Universidad Andina Simón Bolívar ha impulsado los estudios de Historia Latinoamericana, elaborando uno de los programas de maestría y doctorado más completos de Latinoamérica.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (1)