17 de marzo de 2015 17:37

El día que la Chilindrina estuvo al borde de la muerte

La actriz se realizó su primera intervención a los 15 años. Las repercusiones le llegaron varios años después. Foto: Archivo.

La actriz se realizó su primera intervención a los 15 años. Las repercusiones le llegaron varios años después. Foto: Archivo.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 4
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 3
Contento 3
Diario El Nuevo Día de Puerto Rico
Logo GDA

La comediante María Antonieta de las Nieves 'La Chilindrina' reveló todas las cirugías a las que se ha sometido para mejorar su imagen y que la han puesto al borde la muerte como la que se realizó a los 15 años cuando se hizo inyectar aceite en sus piernas porque eran muy delgadas.

De las Nieves contó en una entrevista en el programa 'Ventaneando' que todas las actrices se estaban realizando ese proceso y que sus piernas eran muy delgadas. Así que acudió a la suegra de un cirujano plástico "muy reconocido" que después le operó la nariz.

La actriz recordó que las inyecciones fueron dolorosas "me puse las pruebas de alergia, muy dolorosas, y no pasó nada, pero cuando me las pusieron más arriba me paralicé del dolor, no podía caminar y le hablé a mi mamá".

Fue a los 40 años que supuestamente el aceite que se inyectó en las piernas a los 15 mostró sus repercusiones ocasionándole una tromboflebitis. -inflamación de una vena ocasionada por un coágulo de sangre-.

La actriz se dio cuenta de esta condición durante una presentación en Estados Unidos. Contó que no podía caminar y que cuando se vio las piernas vio unas "canicas verdes. Fueron las inyecciones", aseguró. 

Más adelante acudió a un especialista quien le explicó que la enfermedad es "una cosa muy delicada", y le recomendó no moverse hasta que encuentren una manera de sacarla. "Si una de esas caniquitas se va al corazón o a la cabeza te mueres", le dijo el médico. A raíz de eso, De las Nieves estuvo cuatro meses en una cama con las piernas levantadas"

A pesar de la terrible experiencia La Chilindrina le cogió el gusto a las cirugías. La siguiente vez decidió someterse a un proceso para que le rellenen el rostro y para eso usaron grasa de su cuerpo.

Sin embargo, los médicos no notaron que la actriz era alérgica a su propia grasa. "Se me hicieron unas bolas horrendas en la cara y tuve que hacer una gira a unos pueblitos de Estados Unidos para que no me viera nadie", confesó. 

Como si fuera no fueran suficiente las malas vivencias que tuvo que pasar la artista todavía le quedaba una experiencia de horror debido a unos implantes que se había colocado.

Cuando la actriz dio a luz a su tercer hijo se percató de que no podía darle de lactar pues tenía unas bolas incrustadas en e busto. Acudió donde el médico para que este se las removiera, pero sus senos no quedaron igual así que visitó a otra especialista

En esta ocasión, la actriz le expresó a la doctora que quería quitarse dos tallas "y los hoyos que me habían quedado en el busto. Cuando me las vi me sentí Frankestein, puedo decir que un pezón veía al cielo y el otro al piso", contó. 

Ahí no quedó todo porque recibiría otra mala noticia cuando una de las heridas se le abrió durante un espectáculo. "Sentí un calientito abajo del busto y cuando me levanto mi vestidito de la Chilindrina estaba llena de sangre", aseguró De las Nieves.

Afortunadamente la actriz estaba en México y acudió al hospital para que le cierren la herida."Eso no terminó ahí. Abajo de la prótesis había una mancha que pensaban era cáncer", dijo la actriz. 

Sin embargo, cuando le realizaron la biopsia los médicos  descartaron la enfermedad y constataron que  la actriz tenía ramificaciones calcificadas y pegadas en el pecho y se las removieron.

Video: YouTube, cuenta: Ventaneando

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (0)