22 de junio de 2017 00:00

Arte Urbano se exhibe en +Arte Galería

La muestra incluye el trabajo de 25 artistas registrados por el fotógrafo estadounidense Carl Moore.

La muestra incluye el trabajo de 25 artistas registrados por el fotógrafo estadounidense Carl Moore. Foto: Cortesía +Arte Galería

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Gabriel Flores
Redactor (I)

Los grafitis de los artistas del colectivo Los Fenómenos fueron los primeros que Carl Moore registró en el país. Esas imágenes, pintadas en paredes, puertas y fachadas de casas, lo sorprendieron en sus caminatas por Cumbayá. Desde entonces (2010) ha recorrido Quito, Cuenca, Guayaquil, Ambato, Baños, Otavalo y Peguche inventariando un arte que en esencia es efímero.

Desde ayer, 90 de sus fotografías son parte de ‘Arte Urbano del Ecuador’, la muestra que se inauguró en + Arte Galería y que reúne el trabajo de 25 artistas urbanos, entre ellos Belén Jaramillo (Belen Bike), Juan Sebastián Aguirre (Apitatán), Andrés López (PIN8) y Verónica Ibarra (Vera Primavera).

En esta exhibición hay fotografías de grafitis de gran formato, como los que están en las paredes de los cinco edificios ubicados en el barrio Chiriyacu, al sur de Quito; y otros grafitis de pequeño formato como los chanchitos, de autor desconocido, que están en la parte trasera del Centro de Arte Contemporáneo.

A la inauguración de la muestra se suma la publicación de dos libros. Uno, a full color, que reúne el trabajo de los artistas participantes y su respuesta a la pregunta, cuál es el futuro del arte urbano en el Ecuador; y otro, en blanco y negro, lleno de grafitis para colorear, un ejercicio lúdico que abre la posibilidad de que las personas desarrollen su mundo creativo.

En el prólogo del libro a color María Fernanda López, docente de la Universidad de las Artes y especializada en Arte Urbano, sostiene que la importancia de esta publicación radica en mostrar a la gráfica urbana como la posibilidad para que la gente piense sobre los usos del espacio público. “Reflexionar sobre el arte de calle ecuatoriano -dice- es volver la mirada sobre el grafiti poético de los noventa, el esténcil festivo, los rayones de la comunidad skate y la movida hip hop de la capital. El chapeteo en Guayaquil, la caligrafía andina y el ilegal-vandal”.

La muestra y el libro aparecen en un momento en el que los artistas urbanos están debatiendo sobre la reivindicación del street art como una actividad ‘vandálica’ y de apropiación del espacio público frente a la elaboración de grafitis pagados por instituciones públicas y privadas.

El trabajo de Moore puede ser considerado como un ejercicio de memoria y también como la posibilidad de que los visitantes y los artistas miren cómo ha cambiado su técnica, el uso del color y el interés por las cosas que pintan. “En la ciudad el arte urbano ha sido un espacio del arte contemporáneo relegado de las galerías. Todavía hay la idea errónea de que en estos espacios solo se debe exhibir arte plástico”, dice Gabriela Moyano, de +Arte.

La muestra también incluye un esténcil con video mapping realizado por David Arias (Infame). Dentro de las actividades paralelas de la muestra, el próximo jueves 29 de junio se realizará un conversatorio con algunos de los artistas locales; y el sábado 1 de julio, en la plaza Gastrópolis, se realizará una intervención artística.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)