15 de julio de 2015 19:37

La ecuatoriana Seledina Nieve obtuvo medalla de bronce, pero mantiene el récord en los Juegos Panamericanos

La veterana haterófila ecuatoriana Seledina Nieve no logró vencer a las venezolanas Yaniuska Espinosa y Naryury Pérez, quienes se llevaron oro y plata. Foto: Agencia AFP

La veterana haterófila ecuatoriana Seledina Nieve no logró vencer a las venezolanas Yaniuska Espinosa y Naryury Pérez, quienes se llevaron oro y plata. Foto: Agencia AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Agencia AFP
Sub17

Carabobo y Yarakuy, estados limítrofes de Venezuela, se hermanaron aún más y vibraron con la nación entera este miércoles al disfrutar del oro y la plata que sus halterófilas Yaniuska Espinosa y Naryury Pérez se adjudicaron en los Juegos Panamericanos Toronto-2015.

La encomienda para ambas criollas no era sencilla pues entre sus competidoras estaba la ecuatoriana Seledina Nieve, veterana de 37 años de buena reputación en los Juegos Panamericanos: ganó plata en Santo Domingo-2003 y oro en Río de Janeiro-2007.

La sola presencia de Nieve imponía con solo recordar que en Río-2007 dejó un récord vigente en los Panamericanos: 150 kilos en los dos tiempos del envión. Pero Yaniuska la carabobeña y Naryury la yarakuyana se crecieron e hicieron el 1-2 en la categoría de más de 75 kilogramos.

Yaniuska levantó 115 kilos en el arranque y sumó 148 en el clean and jerk para totalizar 263 kilos de oro puro. Aunque no pudo romper el récord de Nieve, con este triunfo Espinosa se quitó el sabor amargo que le quedó de los pasados Juegos Centrocaribeños Veracruz-2014 donde fue eliminada en el arranque.

"Saqué de mi mente eso que pasó en los Juegos Centroamericanos y me dije 'esta es una nueva competencia'. Aunque esperaba dar resultados más altos", comentó Yaniuska, de 28 años, quien reconoce haber sentido ansiedad en la víspera de la competencia al ser señalada como una de las favoritas.

Por su lado, Naryury soportó 112 kilos en la arrancada y añadió a su registro otros 146 en los dos tiempos para un total de 258 kilos, uno más que la veterana Seledina Arroyo quien se resignó al bronce (115 kilos más 142).

"Ella y yo hemos trabajado fuerte para obtener este resultado. Estoy contenta. El entrenamiento fue arduo y logramos lo que nos propusimos en el ciclo de preparación que fue en Colombia", apuntó Naruyry, de 22 años.

"Quiero felictar a mi compañera", comentó Yaniuska. "Alguna de las dos quería estar en el podio y Dios nos sorprendió con esta 'dupleta'. Ahora esperamos hacer las cosas bien en el próximo campeonato mundial. Se viene lo bueno", añadió esta fuerte mujer de Carabobo.

Con el oro y la plata, Yaniuska y Naryury resaltaron también el título panamericano que su paisano Jesús González Barrios, originario de Trujillo, se adjudicó horas antes al levantar un total de 385 kilos (175 en el arranque más 210 en el envión).

"Hoy en la mañana todavía estaba triste porque la cosas no se le estaban dando a Venezuela en estos Juegos, pero hoy hemos ganado dos oros en las pesas. Dios nos premió con estas victorias", subrayó Yaniuska Espinosa.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)