10 de septiembre de 2014 10:21

Santiago Ribadeneira revela el plan para salvar a Deportivo Quito 

Santiago Ribadeneira, presidente del Deportivo Quito. Foto: EL COMERCIO

Santiago Ribadeneira, presidente del Deportivo Quito. Foto: EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 4
Triste 2
Indiferente 3
Sorprendido 4
Contento 0
Álex Puruncajas. Redactor

En medio de la crisis que afronta el Quito, Santiago Ribadeneira elaboró un plan para salvar al club o declararlo en quiebra. El dirigente accedió a revelar su plan y cómo avanza ese proceso.

¿Cómo usted -un empresario identificado con el Quito- se animó a hacer esta propuesta de intentar salvar al club tomando en cuenta que este tiene una deuda millonaria de USD 20 200 000?

Bueno, primero las opciones desde mi perspectiva eran que el Quito muera o tomar la opción de intervenir en esta operación que se parece a una quirúrgica de un enfermo en una situación muy grave. Además, es como un familiar que me ha acompañado toda la vida y al que hay que hacer todo para curarlo. No me imagino mi vida, la vida de mis hijos, sin el Quito. Esa es la razón por la que decidimos, con un grupo de personas, meternos a esta operación y hacer lo necesario por salvarle. En ese marco, lo primero que teníamos que hacer era evaluar ese estado del enfermo. Y hoy tenemos una radiografía muy clara que nos permite identificar claramente el problema y delinear un plan de solución.

Entre las mayores deudas están las de letras entregadas a terceras personas. ¿A qué corresponde esto? ¿En base a que se determinó esto (las deudas)?


Lo que nosotros hicimos fue un levantamiento de información a través de –primero- cruzar información con la FIFA, con la FEF y con la AFE y el reporte de los ejecutivos de Deportivo Quito. Y con esa metodología –porque no hay información en el Quito- pudimos establecer las obligaciones que hay de demandas de exjugadores y extécnicos. Y del otro lado hicimos un levantamiento con el personal del Deportivo Quito y la información física que existe porque las computadoras no están disponibles para establecer todos los pasivos a acreedores. Entonces, ahí hay varios tipos de pasivos entre otras letras giradas a lo largo del tiempo y otra información que permite suponer en base al levantamiento de la información que la deuda es de ese volumen. Y por eso hay un alto valor que decimos supuesta deuda porque tiene que ser comprobada en el estudio jurídico que está a cargo de revisar con los acreedores cada obligación para ratificar que está bien estructurada jurídicamente y que efectivamente ingresaron dineros a Deportivo Quito.

¿Desde cuándo se origina esta deuda?

Esta deuda tiene… Yo diría que las primeras obligaciones son en la parte económica. Hay deudas que llegan–algunas- desde el 2005 que no han sido pagadas. Pero la parte gruesa está entre el 2010 y el 2014.

¿La parte mayor de este endeudamiento se originó por el no pago a los salarios de los futbolistas?


Cuando se rescinde contratos con futbolistas, exfutbolistas, exentrenadores se hacen esas rescisiones sin un cierre de negociación que permita concluir la relación en términos acordados. Como eso no se produce el jugador, el ex jugador presenta una demanda sobre la base de incumplimientos. ¡No hubo acuerdo en la rescisión! Y esa demanda se canaliza, se negocia, entra en un proceso jurídico a través de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, los abogados de los jugadores, los abogados del Quito y ahí concluye con una sentencia, que es el valor que se tiene que pagar.

¿Cuáles son los directivos y los jugadores que aceptaron condonar las deudas o acatar la moratoria? ¿Quiénes son?

Hemos avanzado mucho. Hay varios casos que no amerita detallar. Pero entre los más importantes está el jugador que dio el primer paso, Luis Fernando Saritama. Luego, se sumó Isaac Mina. Se sumó Oswaldo Minda. Estamos conversando con Luis Checa, que todavía no define. Acaba de sumarse el ‘Pepo’ Morales, que ha aceptado la propuesta. En el lado de jugadores y ex jugadores se puede ver que le quieren al Quito y lo han demostrado con creces a lo largo de su vida deportiva. En ese orden, se ha negociado con Eugenio Romero, Iván Vasco, Wilson Saldarriaga, Quiteños SA -del cual somos accionistas- y accedieron condonar el 100% de la deuda. Así, poco a poco se va sumando y vamos llegando a cerrar acuerdos. A los que nos mencionó son porque en el ‘bufet’ de abogados se hace la comprobación de sus deudas. También se sumaron a la moratoria Rubén Darío Insúa y su equipo técnico. Rubén le demostró el cariño, el afecto que le tiene al Quito. Eso lo demostró el año pasado donde prácticamente trabajó sin sueldo. Y hoy ratifica esa voluntad de apoyar a nuestro Quito.

Conocemos que ha mantenido conversaciones con Luis Chiriboga. ¿Qué le ha dicho él? ¿Hay acuerdo para que ellos (la Federación Ecuatoriana de Fútbol) acepten el pago de las moratorias de las deudas?

Hay apoyo del presidente Chiriboga. De hecho, ha ofrecido sus oficios para facilitar el manejo de la FIFA y trabajar en el frente local donde todavía no hay acuerdos. Lamentablemente, el presidente está fuera del país, regresa la próxima semana. Y hemos acordado una reunión con él. Es conocido que habrá una reunión entre los directivos de la FEF y los presidentes de los equipos para encontrar puntos de interés, de encuentro y buscar soluciones estructurales donde todos puedan –pensando en los intereses de todos- llegar a algo definitivo que le lleve al fútbol ecuatoriano a mejores días.

Pero en cuanto al Deportivo Quito, ¿Chiriboga les ha dicho que hay apertura para la moratoria aunque esto dependa de otras demandas de jugadores?

Lo que nos ha dicho el presidente Chiriboga es que reconoce y valora el trabajo que estamos haciendo y que el concepto es apropiado. Y la confianza de que el equipo que está al frente del Quito le pueda llevar adelante. En ese marco, han sido las conversaciones y han surgido cosas importantes como esta reunión preparatoria con los presidentes de los equipos, previa a una reunión de trabajo con la Federación en busca de soluciones estructurales. Eso ha dado un resultado positivo porque, entre otras cosas, se ha dejado de lado cualquier diferencia personal. Y se está pensando en el fútbol, en el país, en encontrar la solución apropiada dejando de lado cualquier interés particular.

¿La Federación se ha comprometido con los clubes para mediar con el IESS y ponerse de garante para que puedan hallar una fórmula de pago a ese instituto?


Así es. El Quito ya concluyó ese proceso. Este rato está en orden con el IESS con la garantía de la Federación Ecuatoriana. Eso va ayudar a que ciertos recursos que podían ser girados por ciertos auspiciantes públicos puedan ser desembolsados.

¿Cómo ve el plan que emprendieron la semana pasada para salvar al Quito? ¿Alcanzarán a hacerlo tomando en cuenta que tienen de plazo hasta el 12 de septiembre para anunciar si se pide la disolución y se ordena el cese de pagos (a los acreedores)?

El Directorio del Deportivo Quito ha sido convocado para el día 12, en la tarde, para hacer una evaluación completa de los resultados, la dimensión de las amenazas que existen. Y sobre esa premisa anunciaremos las decisiones que tome el Directorio.

Pero ¿cómo va este proceso? ¿Es factible? ¿Cómo avanza el tema?


Los avances son decisivos. Sin embargo, hay cuestiones -sobre todo- en el frente de la FIFA con los jugadores extranjeros, donde no se ha encontrado la ruta para determinar la voluntad de los jugadores, salvo el caso del cuerpo técnico de Rubén Darío Insúa. Ese es el elemento crítico en este momento. No hay avances concretos en este frente, salvo la predisposición del presidente de Chiriboga de interceder con la FIFA. En tal virtud, ese es un tema de análisis que implicaría tomar una postura. El otro tema es que hay que tomar en cuenta la reunión de los dirigentes y eso puede incidir en nuestra planificación. Mucho depende de lo que en esa reunión se concluya y lo que se decida llevar a la Federación para que el Deportivo Quito cumpla los propósitos que se dice en el comunicado. Así que es prematuro dar una respuesta y tampoco una posición en la medida en que faltan eventos y ver en que concluyen para dar una solución.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)