29 de March de 2015 21:18

Se formó en la ‘U’ y hace goles chullas

Richard Calderón patea el balón que terminó en el segundo gol del Quito, en el estadio Atahualpa, ante Aucas. Foto: Vicente Costales / EL COMERCIO

Richard Calderón patea el balón que terminó en el segundo gol del Quito, en el estadio Atahualpa, ante Aucas. Foto: Vicente Costales / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 3
Contento 17
Carlos Rojas

Cuando asistió por primera vez a un estadio de fútbol, Richard Calderón se imaginó convirtiéndole goles al Aucas. Eso ocurrió en la Casa Blanca, cuando él tenía 8 años y jugaban Liga (Q) y el ‘Ídolo del Pueblo’.

Esos sueños de pelota de la niñez se hicieron realidad ayer, cuando el volante de 21 años concretó dos golazos en la cancha del Atahualpa, pero con la camiseta azul y roja del Deportivo Quito.

Cuando su club perdía 1-0, después del tanto auquista convertido de penal por el uruguayo Sebastián Abreu, el volante nacido en Lago Agrio apareció para dar vuelta al partido en cinco minutos, con un gol de zurda y otro de derecha.

Al final, en un partido en el que Aucas tuvo dos jugadores expulsados, los azulgranas se impusieron 3-2 y sumaron su tercera victoria seguida. Las otras anotaciones las concretaron Juan Rojas, para los chullas, y Jairo Padilla para los orientales.

Ni bien tuvo la oportunidad, antes del inicio del cotejo, Calderón se acercó al mundialista charrúa, quien ayer disputó su segundo partido con la oro y grana, para solicitarle que intercambiaran camisetas, al final del juego. “Le dije a mi familia, en la casa, que quería la camiseta de él (Abreu), por todo lo que significa.

Conversé con él y me dijo que me la iba a dar. Un caballero, me dejó muchas enseñanzas solo con responder una palabra”, contó emocionado el azulgrana.

El volante amazónico, que estuvo seis años en las divisiones formativas de Liga (Q), convirtió dos goles de ‘crack’. El primero ocurrió con un remate de pierna izquierda después de un pase ‘mágico’ de Franklin Salas.

El segundo lo convirtió con un fuerte disparo de derecha, tras un tiro libre. La pelota fue al centro del arco, pero con tanta potencia y efecto, que Sebastián Blázquez no pudo desviar.
Esos tiros libres los ensaya permanentemente. Lo hizo en las formativas de la ‘U’ y lo hace ahora en la AKD, con la guía y la compañía del colombiano Nelson Ramos. El golero de los chullas es un experimentado pateador de tiros libres. Ambos se quedan practicando desde diferentes posiciones. “Siempre me quedo practicando, unos 20 minutos, con Nelson. Él tiene experiencia y de esos jugadores hay que aprender”, dijo el deportista que también militó en Caribe Júnior, Espoli y Liga de Cuenca.

El tercer tanto de la AKD lo hizo Rojas, de 22 años, con un golpe de cabeza.

Aucas volvió a perder un partido en el que mereció otra suerte. Abreu, el jugador de moda en el país, poco pudo hacer ante la zaga chulla. El cuerpo técnico azulgrana conocía al ‘Loco’, pues el DT Tabaré Silva y su asistente Alejandro Traversa fueron sus compañeros en Defensor y en la ‘Celeste’.

Aucas, que continúa último en la clasificación, visitará el miércoles al Barcelona en un cotejo diferido.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (5)
No (1)