3 de mayo de 2016 09:33

Leicester: un título histórico en la Premier e incógnitas de cara al futuro

Seguidores del Leicester City celebraron el título de campeón de la Premier League. Foto: Facundo Arrizabalaga/ EFE

Seguidores del Leicester City celebraron el título de campeón de la Premier League. Foto: Facundo Arrizabalaga/ EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 4
Agencia AFP

El champán inundó Leicester, pero ahora llega la resaca: el título histórico de campeón de Inglaterra logrado el lunes equivale a gloria y probablemente mayores ingresos, pero se expone también a nuevos peligros.

“La gente no tiene todavía resaca. Muchos están todavía borrachos”, sonríe Stacie, camarera del Gourmet Café, en el centro de Leicester.

La víspera, su equipo logró, sin siquiera jugar, una de las hazañas más importantes de la historia del fútbol europeo: ganó la Premier League gracias al empate entre Chelsea y Tottenham (2-2), cuando parecía destinado a luchar por evitar el descenso a principio de temporada.

El título recompensa una gran campaña ante gigantes como Chelsea, Mánchester United, Mánchester City o Liverpool, gracias a jugadores de segunda fila que se han convertido en estrellas: el inglés Jamie Vardy, el argelino Riyad Mahrez o el francés N'Golo Kanté.

Detalle de un 'Vardyccino' en una cafetería en Leicester (Reino Unido). El Leicester se proclamó, por primera vez en su historia, campeón de la Premier League. Foto: Facundo Arrizabalaga/  EFE

Detalle de un 'Vardyccino' en una cafetería en Leicester (Reino Unido). El Leicester se proclamó, por primera vez en su historia, campeón de la Premier League. Foto: Facundo Arrizabalaga/ EFE

“Estoy muy impaciente de que llegue la próxima temporada”, señala Chloe, otra camarera del Gourmet Café. “Muchos turistas van a venir de toda Europa gracias a los partidos de Liga de Campeones. Leicester va a hacer mucho dinero”, añade.

No es la única en hacer esta reflexión: el club se despertó este martes con que se le abren muchas posibilidades que debe saber administrar.

Conservar los jugadores
“Es un cuento de hadas como solo el fútbol puede escribir”, señaló este martes el presidente de la FIFA, Gianni Infantino.

El cuento de hadas es cierto pero sería un error hablar de un club sin dinero, ya que es propiedad de un millonario tailandés, Vichai Srivaddhanaprabha.

Aunque es verdad que Leicester, que luchaba en Tercera División hace siete años, está lejos del poder económico de los grandes de la riquísima Premier League en el plano financiero.

En 2010, Vichai Srivaddhanaprabha había comprado el club por 51 millones de euros, cuando estaba en Segunda División. Ahora su valor es de 552 millones de euros, aunque está lejos de los dos clubes de Mánchester, United y City, evaluados en 3.000 millones.

El hombre de negocios asiático gastó 130 millones de euros en inversiones en el club, casi todos en comprar jugadores, cuando Mánchester City, por ejemplo, gastó más de 1 000 millones desde 2008.

Tras este título y en la perspectiva de la muy exigente Liga de Campeones la temporada próxima, sus jugadores están más cotizados.

“Leicester no es un club que va a vender a sus jugadores. Como dije el primer día... buscamos crear las bases de un equipo”, declaró este martes el vicepresidente tailandés del club, Aiyawatt Srivaddhanaprabha, a la televisión tailandesa.

“Todos los jugadores desean seguir y quieren ver hasta dónde pueden llegar. Todo el mundo está feliz”, añadió quien es apodado Top.

Los Foxes estuvieron inspirados en ampliar el contrato hasta 2019 de Riyad Mahrez (diciembre) y Jamie Vardy (febrero) , cuyo valor supera ahora los 40 millones de euros.

Pero tendrán probablemente problemas para conservar al francés N'Golo Kanté, fichado el año pasado y por el que se interesan muchos equipos, aunque también tiene contrato hasta 2019.

Los otros pilares del equipo, los defensas Wes Morgan (fin de contrato en 2017), Robert Huth y el guardameta Kasper Schmeichel (2018 ambos), querrán tal vez aprovechar una exposición a la que no están acostumbrados.

Derechos de TV
Entre conservar a todo el equipo, hacer explotar su presupuesto en primas y ampliaciones de contrato o abrir una venta con cuentagotas, el equipo tendrá que buscar un equilibrio con inteligencia.

“Habrá que tomar a jugadores confirmados que conocen el nivel” de la Liga de Campeones, estima Tim Bridge, analista en Deloitte.

Por su parte, el otro hombre clave del título, el entrenador italiano Claudio Ranieri, de 64 años, querría prolongar su contrato cuando le restan dos temporadas.

En el plano financiero, este título coincide con una nueva repartición aún más ventajosa de los derechos de televisión de la riquísima Premier League.

Leicester, 14º del campeonato el año pasado, había recibido 91 millones de euros de derechos y generó 132 millones de ingresos diversos, de los cuales 33 millones de beneficios en este club bien administrado.

Esta temporada, debería recibir 114 millones de euros de la Premier League: a los que habrá que añadir los 30 millones mínimos de participación en la Liga de Campeones, así como otros ingresos diversos, la valorización de su título podría aportarle unos 200 millones de euros, calcula el gabinete Deloitte.

Como mínimo, algunos expertos esperan un 30% de ingresos suplementarios. Pero los Foxes, que juegan en una ciudad de 330.000 habitantes y un estadio con un aforo limitado a 32.000 plazas, debe evitar una crisis de crecimiento que le supere de cara a un futuro.

“Esta temporada, el club aumentó su visibilidad y puede atraer a los patrocinadores”, explica Spencer Nolan, analista en Repucom UK&I. “La clave ahora es optimizar este hecho” , concluye.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)