13 de February de 2013 00:03

La 'Juve' impuso su clase y pasó por encima del Celtic en Escocia

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La Juventus aspira a regresar con fuerza a los puestos estelares del fútbol europeo tras siete años de constantes irregularidades.

Ayer, el cuadro de Turín, líder de la Liga italiana, se llevó una victoria fácil en Glasgow frente al Celtic (3-0) y tiene medio pie dentro de los cuartos de final de la Liga de Campeones de Europa.

Los 60 000 asientos del Celtic Park estuvieron repletos para presenciar el regreso a una eliminatoria del Celtic de la máxima competición europea, a los cinco años. Hubo ilusión porque en noviembre en su estadio ganó al FC Barcelona por 2-1 en la fase de grupos.

El ambiente era denso y estaba preparado para ponerle las cosas difíciles a los italianos, pero la 'Juve', acostumbrada a cualquier tipo de presión, arrojó un jarro de agua fría a los escoceses cuando recién comenzó el duelo.

Cuando corría el minuto tres y los últimos espectadores acababan de tomar asiento, el defensa nigeriano Efetobore Ambrose vio como un pase largo desde la zona izquierda del medio campo pasaba por encima de su cabeza y llegaba, ya en el interior del área, a las botas de Alessandro Matri.

El atacante italiano superó con un tiro al portero Fraser Forster, pero un zaguero sacó el balón recién pasada la línea de gol y tuvo que llegar Claudio Marchisio para rematar, por precaución. El árbitro español Alberto Undiano concedió el tanto a Matri.

La Juventus aprovechó la ventaja en el marcador para encerrarse en su campo y ceder el balón a los locales, que se debatían entre aplicar la prudencia o lanzarse al ataque.

La tensión convirtió el partido en un duelo plagado de faltas y empujones. El público del Celtic Park presionaba desde las gradas con pifias al árbitro y a los italianos.

En Glasgow, el juez español sacó tres tarjetas amarillas a cada una de las escuadras.

La segunda parte no trajo novedades, y los visitantes, de riguroso negro, despejaban una y otra vez cualquier acercamiento de los locales, cada vez más ansiosos por encontrar, al menos, el empate.

Sin recursos para poner en aprietos al arquero Gianluigi Buffon, el Celtic terminó pagando su falta de gol en un contragolpe.

En apenas tres rápidos pases el balón ya era de Marchisio, que recortó al último defensa ya dentro del área y asestó un tiro que dejaba a los escoceses casi sin opciones en la competición. Un 2-0 cuando apenas restaban 13 minutos para que concluya el encuentro.

El tanto abatió a los locales, incapaces ya de contener a su rival, y pocos minutos después el mismo Marchisio recuperó un balón cerca del área de Forster para que el montenegrino Mirko Vucinic añadiera un último gol a un marcador.

Salvo un milagro en Turín el prócimo 6 de marzo, la 'Vechia Signora' tiene casi asegurado su pase a los cuartos de final de la Liga de Campeones, torneo donde ha ganado dos títulos.

Valencia cayó de local

El París Saint Germain demostró su favoritismo en el estadio de Mestalla y dejó la balanza inclinada a su favor para acceder a los cuartos de final tras superar 2-1 a un Valencia muy inferior al conjunto francés.

El cuadro galo anotó por intermedio de los argentinos Ezequiel Lavezzi y Javier Pastore. El español Rami marcó el descuento para los valencianos.

El delantero sueco Zlatan Ibrahimovic fue expulsado y no estará en el partido de vuelta que se jugará el 6 de marzo en París. El equipo galo tiene en sus filas a jugadores como el brasileño Thiago Silva y David Beckham.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)