16 de January de 2014 00:02

Una guía para jugar tenis en canchas públicas

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 3

Cada vez son más los niños y adultos que buscan emular la técnica casi perfecta de los grandes tenistas de la actualidad. Por ejemplo, la sutil manera de golpear la pelota de Roger Federer, el suizo que ganó 77 títulos profesionales en la modalidad individual, es una inspiración para Cristian Espín, un estudiante universitario que acude con regularidad al Centro Activo 1, en el norte de Quito.

En este centro deportivo existen tres canchas de polvo de ladrillo que están abiertas al público entre las 06:00 y las 22:00, de martes a viernes.

Para utilizar las pistas, que ya incluyen la red y hasta tienen bancas para dejar la ropa y otros implementos, se tiene que reservarlas en la administración del centro. Se lo puede hacer personalmente o por vía telefónica al 292 2227.

Por estos días, el universitario de 23 años acude casi a diario a practicar porque está de vacaciones. Cada vez que juega con sus amigos, Espín recuerda las tantas veces que ha visto en la televisión los partidos de su ídolo suizo o del español Rafael Nadal, a quien también admira por la fuerza de sus golpes.

El aficionado aprendió solo, por su cuenta, pero igual disfruta cada vez que tiene la oportunidad de tomar una raqueta. Sin embargo, ahora también hay sitios para aprender las técnicas básicas con entrenadores capacitados y sin ningún costo.

El Centro Deportivo Metropolitano Iñaquito está  ubicado en la avenida Amazonas y Atahualpa. Ahí hay seis canchas de arcilla, generalmente copadas desde las 06:00 hasta las 22:00.

A excepción del horario de 15:00 a 18:00, el resto del tiempo las pistas están abiertas para cualquier aficionado al tenis. Los fines de semana son otros horarios. Aquí también se debe reservar y se lo hace en la caseta de los guardias, en la calle Atahualpa.

Esas tres horas en la tarde en las que el público no puede acceder a jugar son utilizadas por la escuela formativa que cuenta con 255 chicos, entre los 6 y los 17 años. Con ese proyecto de masificación se espera conseguir talentos en un futuro, así lo considera Luis Mera, administrador del centro deportivo.

En este lugar también hay una escuela para adultos, igualmente gratuita que funciona en diversos horarios desde las 07:30 y las 12:00. Además, entre las 18:00 y las 19:30.

A unos pasos del Centro Iñaquito están también las siete canchas de La Carolina. Hay de arcilla y de cemento, son gratuitas y cada usuario puede ocuparlas una hora, por turnos desde las 07:00 hasta las 17:00.

Uno de tantos que allí se entrena es el quiteño David Arboleda, de 33 años. Él empezó a practicar este deporte hace ocho años y en la actualidad acude dos veces por semana. El martes, antes de las 11:00, llegó a la oficina donde Ricardo Ayala, administrador de las canchas, entrega los cupos.

Ahí no paga nada, pero en ocasiones tiene que esperar más de una hora para jugar. Ese día, Arboleda aguardó hasta el turno de las 12:00 porque las pistas estaban copadas. Eso ocurre generalmente en este lugar donde también hay algunos entrenadores particulares que enseñan a los aficionados y cobran entre USD 10 y 15 por hora de clase.

En la urbe, hay otras canchas a las que se puede acceder con facilidad y están en San Carlos, El Batán, El Bosque, Carcelén, Fundeporte, El Calzado...

En todos los sitios, se recomienda acudir con zapatos adecuados, es decir deportivos con suela lisa. Además, es recomendable evitar jugar mientras llueve porque las canchas se vuelven resbalosas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)