23 de November de 2012 00:02

El drama del descenso los atormenta

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Hugo Vélez, el hábil mediocampista de El Nacional, intenta permanecer más tiempo junto a su esposa manabita Karen Quiroz y su hija Fiorella, de 1 año y nueve meses, durante estos días.

Él se apega a sus familiares para eludir la presión que envuelve a los jugadores de El Nacional por evitar el descenso a la Serie B. El club criollo es noveno en la tabla acumulada de posiciones con 49 puntos. Técnico (décimo con 49 puntos y Macará, undécimo con 47) también están en zona roja.

Olmedo ya descendió, pero falta definir a otro club que irá a la B.

La cónyuge de Vélez cuenta que su esposo juega con su ‘pequeña’ y observa programas de TV en sus ratos libres para abstraerse. “A nadie le gusta estar en esta situación y menos a un jugador de la Serie A”, dice preocupada Vélez.

Otros jugadores del plantel, en cambio, prefieren escuchar música para eludir la preocupación. Uno de ellos es Juan Carlos Anangonó, quien ayer puso discos de salsa en el reproductor de su automóvil. Los ritmos tropicales acompañaron al zaguero en su viaje al entrenamiento del club.

Anangonó contó que la inquietud sí agobia al grupo de futbolistas. Reveló que en el camerino, tras la derrota ante Independiente (2-0), el miércoles, pocos hablaron. “En estos momentos se necesita actuar más que hablar”.

El técnico Orlando Narváez y sus asistentes Perdomo Véliz Jare y Álex Cevallos también son conscientes de la situación. Por esto, ayer dedicaron cerca de 30 minutos para dar una charla al grupo.

Véliz Jare fue uno de los más efusivos en su intervención. “Jueguen por la historia de esta camiseta. Tenemos dos partidos (ante Liga de Loja y Técnico) para salvarnos”, dijo a los jugadores.

Iván Vallejo motiva a los futbolistas

Los jugadores de Macará se concentrarán desde hoy y volverán a recibir una charla de motivación mañana. Estas actividades fueron programadas por los dirigentes y el cuerpo técnico para levantar la autoestima del club, que el domingo recibirá a Barcelona.

La concentración de hoy se inicia a las  16:00, en el Hotel Miraflores, ubicado en el barrio residencial de Miraflores. La intención de los dirigentes es evitar que los futbolistas sientan la presión de los aficionados.

Uno de los que ayudó en estos días a mejorar la motivación fue el andinista Iván Vallejo, quien dio una charla al grupo. Esto lo hizo el martes en el complejo La Providencia, en el cantón Mocha.

Este tipo de actividades ha ayudado al grupo a mejorar su  autoestima. Un ejemplo de ello es  la actitud  del plantel, que cambió con el empate 1-1 ante  Deportivo Cuenca. “Ahora,  los jugadores deben seguir luchando por sus familias y por la  afición celeste”, afirmó el directivo Miller Salazar.

En tanto que Luis Valdivieso, gerente, contó que los futbolistas recibirán las atenciones necesarias  ante los toreros. “Ellos son de élite y merecen lo mejor. Necesitan estar tranquilos”.  

El arquero Francisco Mendoza es uno de los más optimistas en el equipo que intenta evitar el descenso a la Serie B. “Estamos mejorando y con más tranquilidad”.

24 horas sin poder usar los celulares

El estratega argentino José Horacio Basualdo volverá a restringir el uso del celular 24 horas antes del partido con el Emelec en Guayaquil (domingo 12:00). Es decir, repetirá la medida que tomó el martes, antes del partido con Olmedo.

El entrenador argentino no quiere distracciones en su equipo. En las horas de concentración, no solo no se utiliza el teléfono sino que dicho tiempo es aprovechado por él para compartir experiencias con el equipo.

Así lo confiesa Álex Colón, volante del ‘Rodillo rojo y blanco’.  “El ‘profe’ nos cuenta su experiencia en este tipo de partidos y cómo debemos comportarnos. La clave es eliminar la ansiedad y disfrutar el encuentro que se nos aproxima”, dice el capitán del equipo.

El plantel ambateño viajará mañana al Puerto Principal. Eduardo Freire, presidente de la Comisión de Fútbol, cuenta que hoy el plantel cobrará  los sueldos y premios ganados tras los últimos partidos del equipo.

“Los cheques están listos para ser entregados. Se analiza un premio especial para los jugadores y habrá una gratificación especial si nos quedamos en la A”.

Boris Fiallos, asistente técnico, señala que los jugadores están tensos. “La ansiedad se notó en los primeros minutos del encuentro ante Olmedo. Pero esa tensión nos servirá para mantenernos en la categoría”, añade.

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)