27 de January de 2011 00:00

Con los chicos uno debe volverse un pedagogo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Washington Aires

Director Técnico  de  fútbol

Como entrenador llevo 10 años trabajando en escuelas de fútbol. El mejor aporte para este país es poder formar a los niños en todos los campos.

La preparación psicológica es lo más importante. Uno como entrenador se vuelve pedagogo porque los chicos necesitan ayuda en su cuidado personal, una guía para formar su personalidad y luego la preparación deportiva. Así, el Ecuador tendrá la oportunidad de tener buenas personas y buenos deportistas.

En la Segunda Categoría he tenido la oportunidad de trabajar 6 años y esta etapa es muy diferente porque aquí necesitamos trabajar en valores. Los chicos deben entender que si van a vivir o no del fútbol, ellos deberán ser capaces de producir para su familia y así aportar al país, directa o indirectamente.

Soy voluntario en una fundación de jóvenes con discapacidades, en donde trato de dar una mano a quien más lo necesita y así aporto a la sociedad, a quienes me rodean y sobre todo conmigo mismo.

Pero la mejor manera de aportar con este lindo país que me abrió las puertas y que me ha rodeado de amigos increíbles, es aconsejar a mis hijos para que sean mejores cada día en la vida y en la sociedad.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)