2 de May de 2011 00:00

Barcelona celebró sus 86 años de vida con un triunfo de visita

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Los 86 años de vida del equipo torero los celebraron con una victoria en el estadio Etho Vega, de Santo Domingo de Los Tsáchilas.

Los aficionados pintaron el escenario deportivo de amarillo con sus camisetas y festejaron el triunfo 3–2 sobre Espoli.

El cuadro policial complicó a Barcelona en los primero minutos con un mejor manejo del balón en el medio campo. Pero en el minuto 16, los toreros abrieron el marcador.

El tanto nació en un tiro libre que Rodrigo Marangoni estrelló en el vertical. Miguel Ibarra tomó el rebote y habilitó a Iván Borghello para que convirtiera el 1-0.

El cántico de los hinchas canarios en las gradas se silenció casi enseguida, pues en el minuto 21 Espoli igualó el marcador. Édison Gallardo lanzó un centro para que el zaguero Francisco Gómez rematara de cabeza.

Este gol originó que Espoli ganara confianza. Además, Marangoni salió lesionado en Barcelona, lo que derivó en un mejor desempeño colectivo del equipo local.

Tras el inicio del segundo tiempo, el desempeño de los dirigidos por el uruguayo Santiago Ostolaza se mantuvo. Por ello, Álex Aguinaga, DT de los canarios, se molestó e impartió instrucciones constantemente.

En las gradas, los hinchas también se exasperaron, más al ver que Barcelona erró las opciones que tuvo frente al pórtico del meta Héctor Carabalí. Para ese momento, el delantero Armando Wila ya estaba en la cancha. Él reemplazó a Marangoni.

Finalmente, la sonrisa volvió a los labios de Aguinaga y la euforia a los seguidores canarios.

Tras una sucesión de pases, en el minuto 75, Barcelona anotó el segundo gol por intermedio de Wila. El atacante, que recibió silbidos en determinados momentos del cotejo, se ganó los aplausos de la gente al capitalizar un pase de Borghello. Wila detuvo el balón y eludió con elegancia a Carabalí.

Su festejo lo realizó con el dedo en sus labios, en desaprobación a las críticas que le cayeron durante buena parte del cotejo.

El panorama para el 3-1 fue favorable porque Espoli lucía rendido ante la superioridad torera. Así llegó el gol de Angulo. Pero Barcelona se confió y los policiales descontaron con otro frentazo en el área de Gómez.

En la rueda de prensa, Aguinaga destacó que ese fue uno de los mejores regalos que podía recibir la hinchada del equipo torero en su fecha de fundación.

La figura

I. Borghello marcó un gol y creó los otros 2

El delantero argentino marcó su tercer tanto con la camiseta de Barcelona, luego de errar oportunidades en las dos últimas fechas. Además, habilitó a Armando Wila para el segundo gol y generó la última conquista.

La contrafigura

Héctor Carabalí no pudo con los arietes

El arquero de Espoli quedó en ridículo en el segundo gol de Barcelona. Wila lo eludió fácilmente con una finta, dejándolo de pie y sin reacción. Tampoco supo serenar a su defensa cuando estuvo 1-1.

“Los muchachos se están encontrado cada vez más con el balón”.

Álex Aguinaga. DT de Barcelona

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)