29 de March de 2014 00:02

Los arietes del Quito quieren reivindicarse

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Presionado por la directiva y por el décimo lugar que el equipo ocupa en la tabla de posiciones, Juan Carlos Garay vuelve a dirigir hoy, 29 de marzo, al Deportivo Quito, en el estadio Olímpico Atahualpa. El rival de esta tarde (16:00) es Deportivo Cuenca, colero del torneo.

Garay preparó a sus jugadores para ese encuentro desde el jueves, un día después de empatar 0-0 frente a Emelec, y consciente de que tras los 90 minutos de ese juego, su trabajo será evaluado por la directiva para definir su continuidad en el equipo.

Ese fue el plazo que le dieron los directivos. "Después de los partidos frente a Emelec y Deportivo Cuenca nos reuniremos para hacer un balance", comentó Eugenio Romero, presidente de la 'AKD'.

En la práctica del jueves y en la de ayer, 28 de marzo, el estratega trabajó con Christian Lara, Víctor Estupiñán y Carlos Garcés. Aunque a cada momento resalta las cualidades de esos jugadores, el DT considera que deben mejorar la definición. "Nos falta el gol", dijo Garay.

Esos tres jugadores han errado, incluso, estando solos frente al arquero. En el partido ante Emelec, Garay sacó del campo de juego a Lara por sus continuos errores frente al arco de Esteban Dreer.

Durante esos días, el estratega también trabajó con los defensores. A ellos les pidió más concentración y diálogo con el golero Rorys Aragón, que en este partido también juega como titular. Si no realiza cambios, Luis Romero vuelve a comandar la defensa.

Para este cotejo, el estratega aún espera por Alister de Jesús y Santiago Morales. Ambos jugadores se recuperan de una molestia muscular.

Durante la semana esos futbolistas trabajaron con el médico Pablo Cisneros, al igual que Francisco Rojas, que fue enviado al plantel de Reserva por actos de indisciplina.

En el partido frente al Cuenca, el estratega adelantó que sus pupilos atacarán desde el primer minuto. Con él coincidió Édison Vega, capitán del equipo. "Tenemos que hacer lo posible para quedarnos con los tres puntos".

Pero a pesar de los deseos de sus pupilos por triunfar, el estratega aclaró que será un partido complicado y por ello les pidió no confiarse. "No queremos que pase lo que nos sucedió con Mushuc Runa", resaltó Garay. En ese cotejo, el Quito cayó por 1-0.

La advertencia del director técnico se basa en la necesidad que tiene Deportivo Cuenca por sumar los tres puntos. Actualmente, el equipo azuayo suma seis puntos, tres menos que Deportivo Quito.

El cuadro morlaco llegó ayer, 28 de marzo, a Quito. Entre los jugadores que se hospedan en la Casa de la Selección están Miguel Bravo, que consta en la nómina titular; y Eduardo Morante, que estará en la banca de suplentes.

Bravo terminó su contrato con el Quito y con tres días de entrenamiento fue tomado en cuenta por el técnico Guillermo Duró, quien debutó con un triunfo (3-2) la semana pasada frente al Mushuc Runa.

Este DT también sugirió a sus jugadores más concentración y menos roces violentos. Después de un entrenamiento, los integrantes del club morlaco advirtieron que aprovecharán de los espacios que dejen los chullas en la cancha del estadio Olímpico Atahualpa.


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)