4 de mayo de 2015 12:41

Carlo Ancelotti es un visitante con malos recuerdos para la Juventus 

Carlo Ancelotti durante el reconocimiento de cancha en el estadio de la Juventus. Foto: AFP

Carlo Ancelotti durante el reconocimiento de cancha en el estadio de la Juventus. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Agencia DPA

Si la exitosa carrera de Carlo Ancelotti como entrenador tiene una mancha, sin duda se encuentra en su paso por la Juventus de Turín, un club donde el técnico italiano del Real Madrid no será precisamente bienvenido mañana en la semifinal de Liga de Campeones.

La Juventus marcó el primer gran desafío de Ancelotti como entrenador, luego de un paso por el Reggiana y el Parma, pero fue despedido en 2001 tras un año y medio en el que apenas consiguió la ya extinta Copa Intertoto.

El italiano llenó luego sus vitrinas con títulos en clubes como el Milan, el Chelsea, el Paris Saint-Germain y el Real Madrid, pero el agrio recuerdo de su paso por los "bianconeri" sigue presente para el entrenador. "Nunca me gustó Turín. Demasiado glamourosa, un par de galaxias más allá de mi estilo de vida (...) La Juventus es un equipo que nunca amé y que probablemente nunca amaré", dijo el entrenador en su autobiografía "Mi árbol de Navidad".

"Fue un nuevo ecosistema para mí y nunca estuve cómodo. Sólo era una tuerca en la máquina. Las decisiones importantes las tomaba Umberto Agnelli, aunque el que me más me gustaba era su hijo Andrea (actual presidente de la Juventus)", recordó en el libro, cuyos fragmentos fueron ampliamente difundidos hoy por la prensa internacional.

Los abucheos masivos que recibirá el entrenador del Real Madrid el martes en Turín tienen sin embargo como principal motivo su identificación con el Milan, donde dirigió ocho años y además brilló como futbolista. También se desempeñó como jugador en la Roma, otro de los grandes rivales de los "bianconeri". "Jugué en los años ochenta con el Roma y nuestro rival era la Juve. Cuando milité en el Milán, nuestro enemigo principal fue la Juve. Luego entrené al Parma y nuestro rival por el Scudetto fue la Juve... Sólo me podían ver como un enemigo. Y punto. Es algo que no podía cambiar y que no cambió", relató en el libro.

El particular duelo que librará Ancelotti puede ser de todas formas una ventaja para el club blanco en el inicio de las semifinales. No sólo porque el entrenador absorberá casi toda la presión del público turinés, sino porque también conoce con precisión los movimientos del conjunto dirigido por su compatriota y discípulo Massimiliano Allegri.

"Creo que nos podemos orientar bien ante este rival. Tenemos un entrenador que es italiano y creo que por eso conoce bien a la Juventus. Así podremos explotar más nuestros puntos fuertes", afirmó el mediocampista alemán Toni Kroos en la antesala del partido.

En el otro banquillo, Ancelotti se topará con su más joven compatriota Allegri, quien de a poco está logrando revertir cierta desconfianza de los aficionados de la Juventus. Allegri hizo el camino inverso a Ancelotti y llegó a la Juventus tras dirigir tres temporadas y media al Milan, con el que ganó el título la Liga italiana en 2011.

El entrenador arribó a Turín con la presión de superar la muy alta vara que había dejado Antonio Conte, quien luego de tres títulos consecutivos en la Serie A pasó a dirigir la selección italiana. Sin embargo, la excepcional temporada de la Juventus cambió la percepción.

El sábado, el equipo de Allegri volvió a consagrarse campeón de la Liga con cuatro fechas de anticipación y dio el primer paso en el sueño del "triplete". En Europa, el equipo volvió a pisar fuerte al llegar por primera vez en 12 años a las semifinales de la Champions. Y también busca el título en la Copa Italia, en la que jugará la final ante Lazio. "Les voy a decir a mis jugadores que estamos a un paso de algo extaordinario.

Debemos jugar relajados y sabiendo de lo que somos capaces", afirmó Allegri de cara el choque ante el favorito Real Madrid. El entrenador italiano destacó a su vez el trabajo de Ancelotti en el conjunto blanco. "El Real Madrid ha mejorado mucho desde que llegó Ancelotti, le he dado una gran experiencia internacional y ganó la décima Liga de Campeones", comentó Allegri. "Este año están luchando una vez más por la Liga y además están en semis de la Champions.

Debemos impedirles hacer muchas cosas, porque son un equipo extraordinario", destacó el entrenador, que seguramente recibirá mañana un cálido recibimiento en el Juventus Stadium. Algo que Ancelotti no podrá esperar en absoluto.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)