24 de enero de 2015 17:17

Griezmann lidera la victoria del Atlético con un doblete ante el Rayo

Antoine Griezmann celebra el doblete anotado al rayo en el futbol español. Foto: AFP

Antoine Griezmann celebra el doblete anotado al rayo en el futbol español. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia DPA

El Atlético de Madrid respondió hoy, 24 de enero, al nulo margen de error que le habían dejado las victorias del Real Madrid y del FC Barcelona en la vigésima fecha de la Liga española con un triunfo sobre el Rayo Vallecano por 3-1.

Con dos goles anotados por el francés Antoine Griezmann, líder indiscutible de los rojiblancos hoy, el equipo dirigido por el argentino Diego Simeone sumó tres puntos vitales para mantener la tercera posición del campeonato español.

El triunfó rearmó moralmente a los rojiblancos, después de caer el pasado miércoles en los cuartos de final de la Copa del rey ante el Barcelona y antes de disputar la vuelta el próximo miércoles, pero no escondió ciertas algunas en el equipo de Simeone.

Después de adelantarse 2-0 en el marcador del estadio Vicente Calderón, sufrió de lo lindo el Atlético, que cedió el dominio al Rayo y vio cómo el conjunto dirigido por Paco Jémez recortaba distancias a través de Roberto Trashorras y generaba ocasiones para igualar.

Pese a sus compromisos frente al Barcelona, el técnico argentino apenas introdujo cambios en su once titular, que recuperó al croata Mario Mandzukic en el lugar donde había actuado el español Fernando Torres. Fue, sin embargo, el pequeño Griezmann quien adelantó al Atlético en el minuto 11 de partido, en una nueva muestra de su viveza.

Muy atento a los movimientos de la defensa del Rayo, el francés vio el temerario pase del portugués Zé Castro, lo interceptó y se lanzó hacia el arco defendido por Toño, al que batió con el interior de pie izquierdo.

El arquero español volvió a sufrir Griezmann 11 minutos después, cuando el delantero galo le ganó un nuevo mano a mano, después de que Mandzukic le peinara el balón, para firmar el segundo tanto del Atlético. Confortado con el resultado, Simeone movió a sus hombres y el Atlético se descompuso de manera peligrosa.

El Rayo se apoderó del balón y del dominio, plasmó su momentánea superioridad con un gran gol de Trashorras, que anotó de fuerte disparo desde la media luna, y amenazó con amargarle la noche al vigente campeón español. El Atlético se recompuso, sin embargo, tras la pausa, volviendo al dibujo original con el turco Arda Turan de nuevo por la derecha, Griezmann por la izquierda y Mandzukic por el centro.

Dominador otra vez el Atlético, Griezmann siguió a lo suyo y a punto estuvo de firmar su tercer tanto con un potente remate que Toño desvió fuera. Griezmann, no obstante, fue protagonista indirecto del tercer gol del Atlético, que firmó el angoleño Manucho en el minuto 55 en propia puerta, después de
que el delantero francés botara un córner desde la izquierda.

No satisfecho con su exhibición, Griezmann, que aprovechó los espacios como nadie, siguió amenazando el arco del Rayo con el cuarto que bien pudo anotar a tres minutos de la conclusión con otro veloz contrataque que acabó estrellando contra el palo.

El Atlético no pudo evitar el cansancio de disputar dos partidos en tan sólo cuatro días y bajó su rendimiento, circunstancia que intentaron aprovechar los dirigidos por Jémez sin mayor acierto. Ya más tranquilo, Simeone dio aire a su equipo con la entrada de Torres y Raúl García y, aunque el conjunto vallecano mantuvo su puntual dominio, no le alcanzó para voltear el marcador.

Con los tres puntos cosechados, el Atlético elevó a 44 su cuenta y se mantuvo con tres menos que el Barcelona y con cinco más que el Sevilla, que mañana se mide al Valencia y cuenta un partido menos. A la espera de lo que hagan sus rivales y pese a la derrota, el Rayo permaneció en la décima posición del torneo español.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)