16 de diciembre de 2014 12:50

La hinchada emelecista escoltará al equipo en una caravana

Los hinchas de Emelec copan las calles de Portoviejo. Foto: Mario Faustos/ EL COMERCIO

Introduzca el texto aquí

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 7
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 2
Contento 14
Ronald Ladines

La Boca del Pozo es la barra fiel del cuadro eléctrico. A sus integrantes les duele no poder acompañar a los futbolistas en la primera final del torneo ecuatoriano que se jugará mañana miércoles, desde las 20:00 en el estadio Monumental.

La decisión de las autoridades de no permitir el ingreso de hinchada visitante como medida preventiva de seguridad impide que ellos puedan acercarse al escenario.

Sin embargo, la barra ha decidido que acompañará al equipo hasta donde la Policía se lo permita. Mañana, desde las 14:00, la Boca del Pozo se colocará en las afueras del complejo Los Samanes, sitio de concentración del equipo, para escoltar a la delegación “hasta un punto que la Policía considera conveniente”, según declaró Giussepe Cabaña, líder del grupo de hinchas.

Luego de escoltar al equipo, los hinchas eléctricos se dirigirán al estadio Capwell. Las puertas del escenario se abrirán desde la tarde para que los aficionados puedan mirar el compromiso desde su casa. Allí está previsto que se coloque una pantalla gigante por disposición de la dirigencia eléctrica.

Los dirigentes de Emelec también tienen una agenda intensa por estas horas. Sin embargo, el presidente del club, Nasib Neme, envió un mensaje a través de la página web a los fanáticos azul y plomo: “Esto ya no es cuestión de quien gana más premios o beneficios económicos por salir Campeón.

Es cuestión de honor, y nuestros jugadores son guerreros que lucharán y vencerán por su honor. ¡Tengan Fe y confíen en el equipo!”

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (5)
No (4)