17 de agosto de 2014 00:17

La tecnología complementa el trabajo de cancha

El productor audiovisual Miguel Cevallos es el encargado de Soccerlab, en Independiente del Valle. Foto: Jenny Navarro / EL COMERCIO.

El productor audiovisual Miguel Cevallos es el encargado de Soccerlab, en Independiente del Valle. Foto: Jenny Navarro / EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Pablo Campos. Redactor
pabloc@elcomercio.com (D)

Mariano Uglesich, el defensa de Universidad Católica, entra al gimnasio del complejo de La Armenia. Se despoja de su camiseta y de las medias de entrenamiento. Usa vendaje de distinto color que cubren sus tobillos y se coloca sobre la balanza Tanita para un control de peso ordenado por el preparador físico del equipo, Diego Cuvi.

Tanita es un sistema que analiza la composición corporal. Es una balanza profesional que determina los niveles de masa corporal, la cantidad de agua en el cuerpo: mientras más líquido vital exista y menos grasa, el estado físico del atleta es mejor.

Además, establece cuál es el peso ideal y el total de grasa que debe perder o incrementar el futbolista para alcanzar su mejor forma deportiva.

De acuerdo con los indicadores, que se mantienen en reserva, Uglesich tiene que subir de peso y elevar la grasa corporal, con una dieta que el mismo Cuvi diseñará. Sin embargo, hay que considerar que Mariano es ectomórfico (personas con músculos y extremidades largas y delgadas). “Hay que ayudarle a que tenga una masa muscular adecuada”, dice Cuvi, mientras revisa los resultados en un papel similar a los vouchers de los datafast de tarjetas de crédito.

Un monitoreo continuo a la actividad de los equipos
En la evaluación física, además de las balanzas Tanita, hay equipos como los denominados gps portables que sirven para determinar cuánto corre un jugador en un entrenamiento y comparar esos indicadores.

Clubes como Universidad Católica y Barcelona usan esta herramienta. Una de las primeras cosas que pidió el técnico Mario Israel al llegar al equipo torero es la adquisición de los gps para evaluar el rendimiento físico del plantel.

La empresa australiana GPSports proporciona este servicio que consiste en colocar un pequeño aparato de 66 gramos adherido a un top elástico que el jugador se coloca por debajo de su camiseta.

Esta herramienta entrega información como la distancia recorrida en cancha por los futbolistas, los números de esprints realizados durante el juego. Cuenta Luigi Macchiavello, relacionador público del equipo torero, que la información es enviada a un sistema computarizado y, dependiendo de los resultados que se arrojen, el cuerpo técnico dispone las cargas de trabajo durante la semana.

Programas de edición y software para la táctica Días antes de la final del Mundial de Brasil, Alemania develó uno de sus grandes secretos: el uso del sistema SAP Match Insigths, desarrollado por la empresa de tecnología SAP y por la Asociación alemana de balompié.

Alemania usó el ‘big data’ (análisis de grandes cantidad de información) como una ayuda clave para la preparación de sus partidos.

El Match Insigths, según el portal RedUsers, analiza los datos en video desde las propias cámaras del campo de juego y captura miles de puntos de datos por segundo, como la posición y velocidad de los jugadores. “Tras procesar esos datos, el DT obtuvo métricas de rendimiento de sus jugadores y les envió indicaciones a sus smartphones o tablets”, según RedUsers.

En la Copa del Mundo, Uruguay y Honduras usaron el sistema Football Analisys, que les proporcionó estadísticas sobre los jugadores y también de los rivales.

¿Y en Ecuador? Liga e Independiente, por ejemplo, utilizan la plataforma Soccerlab, un programa que permite a los equipos ingresar imágenes de partidos (propios y del rival), además de entrenamientos.

Miguel Cevallos es el productor audiovisual de Independiente y el encargado de manejar el Soccerlab. Hace dos semanas, la licencia de uso terminó y el equipo tiene que decidir si continúa usando dicha plataforma.

Cevallos es el ‘espía digital’ del técnico Pablo Repetto. Para su trabajo utiliza dos cámaras HD, con las que graba los entrenamientos; dos computadoras para realizar la edición y una laptop adicional. Tiene en su poder más de 100 videos de los partidos del Independiente, además de los juegos de las divisiones juveniles del equipo y de los rivales. Soccerlab le permite al productor introducir información como estadísticas de juego, minutos disputados por cada miembro del plantel, faltas, goles anotados.

En Liga, esa labor la realiza el comunicador Xavier Burbano, quien lleva cinco años en la institución. Él empezó dicho trabajo con Edgardo Bauza manejando un software argentino llamado Minuto Final 2.0. El propio Bauza le enseñó a Burbano los datos que necesitaba ver en un juego para elaborar un video: cómo ataca el rival, con cuántos jugadores defiende, qué jugadas realiza con pelota parada.

Los albos tienen un contrato de tres años más con Soccerlab. Equipos como Bayern Múnich u Oporto de Portugal también usan el sistema.

Las ayudas tecnológicas en los equipos europeos

GPsports es la herramienta de moda en Europa. Los futbolistas llevan adheridos a su cuerpo un aparato que mide su rendimiento físico.

El Milan Lab. El Milan se jacta de tener un laboratorio de análisis físico de sus jugadores. Se enfocan en desarrollar su parte atlética.

Footbonaut. El Borussia ­tiene una caja con 8 orificios que dispara 200 balones en 10 minutos. Mejora el golpeo del balón.

Match Insigths. El software solo es usado por la Selección alemana. Entrega información del rendimiento futbolístico del equipo.

Micoach.  Adidas diseñó un sistema que permite a los futbolistas contar con estadísticas de rendimiento y desplazamiento en cancha.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)