2 de febrero de 2016 21:53

Huracán superó por la mínima diferencia a un Caracas diezmado

El jugador de Huracán Mariano Gonzales celebra después de anotar contra Caracas FC durante un partido de la primera fase de la Copa Libertadores en el estadio de Huracán Buenos Aires (Argentina). EFE

El jugador de Huracán Mariano Gonzales celebra después de anotar contra Caracas FC durante un partido de la primera fase de la Copa Libertadores en el estadio de Huracán Buenos Aires (Argentina). EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

El Huracán argentino superó el martes 2 de febrero del 2016, con gol del creativo Mariano González, por 1-0 al Caracas venezolano, que disputó todo el segundo tiempo con diez hombres por la expulsión de su capitán Miguel Mea Vitali, en el partido de ida de la primera fase de la Copa Libertadores.

El conjunto local tomó las riendas del encuentro en los primeros minutos e intentó acorralar a su rival, pero las imprecisiones en los pases finales lo impidieron.

El avance más claro de la primera etapa fue a los 24 minutos, cuando el creativo de Huracán Daniel Rolfi Montenegro definió exigido de primera tras un centro de la derecha y la pelota impactó en el travesaño.

Cristian Espinoza, quien se movió tanto por la banda izquierda como por la derecha del ataque, inquietó constantemente a los defensas con sus fintas en velocidad.

El capitán de Caracas, Miguel Mea Vitali, fue expulsado a los 45 minutos por una fuerte infracción en la mitad del campo sobre el centrocampista Mauro Bogado.

El Globo, como se conoce al equipo local, fue superior en el primer tiempo pero no pudo quebrar la meta defendida por Wuilker Fariñez.

La primera etapa estuvo plagada de infracciones, principalmente del conjunto visitante que no podía adueñarse del balón.
Huracán comenzó el segundo tiempo totalmente instalado en campo contrario, con los zagueros ubicados en la mitad de la cancha y los laterales bien abiertos por las bandas.

Los jugadores de Huracán convirtieron en figura al portero Wuilker Fariñez, de solo 17 años, quien se mostró imbatible.
A los 61 minutos el entrenador de Caracas, Antonio Franco, determinó que ingresara el defensa Andrés Sánchez en lugar del volante ofensivo Over García para armar una línea de cinco defensores e intentar mantener el resultado.

La respuesta de Eduardo Domínguez, entrenador de Huracán, fue poner al creativo Mariano González en lugar del defensa Federico Mancinelli para buscar el ansiado gol.

Precisamente, fue González quien a los 74 minutos conectó un fuerte centro y anotó el 1-0 arrojándose al suelo.
El Globo siguió intentando pero no pudo ampliar la ventaja.
Huracán no pudo contar para este partido con su figura, el goleador Ramón Wanchope Ábila, porque fue expulsado en el partido de vuelta de la final de la Copa Sudamericana de 2015 por propinarle un puñetazo al defensa Yerry Mina, del Independiente Medellín colombiano.

Este encuentro fue el debut de Antonio Franco como entrenador del Caracas, en reemplazo de Eduardo Saragó.
El partido de vuelta se disputará el martes 9 en Caracas y el vencedor de esta llave accederá al grupo 4 en el que aguardan el Peñarol uruguayo, el Atlético Nacional colombiano y el Sporting Cristal peruano.

Ficha técnica:
1. Huracán: Marcos Díaz; José San Román, Martín Nervo, Federico Mancinelli (64', Mariano González), Luciano Balbi; Mauro Bogado (59', Lucas Chacana), Matías Fritzler; Patricio Toranzo, Daniel Montenegro (83', Alejandro Romero Gamarra), Cristian Espinoza y Diego Mendoza. DT: Eduardo Domínguez.

0. Caracas: Wuilker Fariñez; Jefre Vargas, William Díaz, Giácomo Di Giorgi, Rubert Quijada; Over García (69', Andrés Sánchez), Robert Garcés, Miguel Mea Vitali, Evelio Hernández (46', Ricardo Andreutti), Robert Hernández
(81', Leonardo Flores) y Armando Maita. DT: Antonio Franco.

Gol: 1-0 (74': Mariano González).

Árbitro: El chileno Patricio Polic expulsó a Mea Vitali y amonestó a Díaz, Fariñez, Maita, Quijada, Montenegro y Mendoza.

Incidencias: Partido de ida de la primera fase de la
Copa Libertadores, jugado en el estadio Tomás Adolfo Ducó, de Buenos Aires, ante unos 15 000 espectadores.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)