Joselito Adame triunfó en el adiós de 'El Pana'

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
EFE, México

El mexicano Joselito Adame, en plan arrollador, cortó dos orejas, perdió por un pinchazo y salió a hombros como triunfador de la décima sexta corrida de la temporada 2013-2014 en la Monumental Plaza México de la que lleva paso de gran triunfador del ciclo, con ocho orejas en seis toros que se ha enfrentado.

Alternó con su paisano Rodolfo Rodríguez 'El Pana' -EN SU DESPEDIDA-, sin facultades y teatral, y el sevillano Morante de la Puebla, que ha tenido una tarde de poca fortuna y un tanto de mandanga del mismo.

Ante una entrada calculada en unas 18 000 personas, se lidiaron seis toros de Villa Carmela, desiguales de presencia y buenos el primero, cuarto, sexto, cumplieron sin emplearse, el segundo y el quinto y el tercero que hizo excelente primer terció se fracturó el pitón izquierdo al rematar en un burladero. Lo sustituyó un bravo ejemplar de Montecristo, que se le premió con arrastre lento.

Adame, toda la tarde giró en torno a este torero que esta en plan arrollador, lleno de afición, de firmeza y torería: bien había toreado con el capote al tercero y al de Montecristo lo bordó en verónicas inmensas quites variados y toreros, faena en que hubo tantas bien hilvanadas sobre el pitón derecho y mató citando a recibir para dos orejas con petición de rabo no concedido.

[[OBJECT]]

En el mismo plan estuvo en el sexto, parece que todos los toros le embisten, por el sitio, la confianza que desborda. Lo cierto es que ya situó un lugar importante. Otra labor brillante con el capote y otra faena en que hizo todo. Un pinchazo le impidió cortar oreja más. Entre la algarabía de los aficionados salió a hombros.

'El Pana', ya es un veterano que físicamente esta mermado y por tanto no esta en condiciones de triunfar como debe. En el primero un toro noble y sin problemas no estuvo bien y en el cuarto que tenía buena clase, tampoco lo entendió. División de opiniones en ambos.

Morante cargó con el lote menos propicio, el segundo no daba posibilidades, sin clase y sin trasmisión. El sevillano estuvo tranquilo, pero nada más y menos, daba esa impresión, de querer exponerle su enemigo. Silencio con algunos pitos tras matar de media estocada. Silencio con algunos pitos. Tampoco alcanzó nivel en el quinto. aunque estuvo un poco más entregado, pero sin calar en las alturas. Media estocada. División de opiniones.

El torero de plaza Héctor Rojas, saludo en el tercio tras banderillear al sexto y se luciendo bregando Sergio González y Rafael Romero.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)